BOLSA

Naturhouse, argumentos para mantener posiciones

La vo­la­ti­lidad ha sido uno de las ca­rac­te­rís­ticas de Naturhouse en los úl­timos meses mar­cada por unos bajos ni­veles de ne­go­cia­ción de­bido a su es­caso “free float”. En lo que sí des­taca con pun­tua­lidad bri­tá­nica es en el pago de di­vi­dendo. Su ren­ta­bi­li­dad, su­pe­rior al 12% anual, es una de las más altas del mer­cado con­ti­nuo.

En este sentido, el grupo de centros de dietética acordó la semana pasada distribuir un dividendo con cargo a los resultados del ejercicio 2024 por un importe de 6 millones de euros brutos. Eso supone un importe global de 0,10 euros brutos por acción a abonar el día 2 del próximo mes de septiembre.

Tras cerrar el pasado ejercicio con un beneficio de algo más de 11 millones de euros, el grupo confía en seguir creciendo a buen ritmo este año con una estrategia basada en su expansión internacional y en el constante refuerzo del negocio digital como complemento del canal retail.

Entre los factores para el optimismo de sus accionistas se encuentra el compromiso del grupo por seguir optimizando la estructura comercial con el objetivo de mejorar la facturación por tienda a medio plazo y abordar el servicio en zonas donde no existe un centro físico Naturhouse con la venta online.

El valor cuenta con unos magníficos fundamentales. Un PER por debajo de 9 veces y una rentabilidad por dividendo inigualable. Razones suficientes para que los inversores que tengan el valor en cartera se sientan seguros y mantengan posiciones. Sin embargo, para los que están fuera no parecen suficientes argumentos, mientras la cotización no acompañe y supere la fuerte resistencia que encuentra en torno a 1,7 euros por acción.

Artículos relacionados