La apor­ta­ción de los ac­tivos de Criteria en Madrid, claves en la me­jora del be­ne­ficio de ex­plo­ta­ción

Colonial vuelve a beneficios en junio gracias a la buena marcha de su filial gala SFL

Los ana­listas prevén un re­sul­tado neto de 108 mi­llones frente a los 347 mi­llones en rojo de 2023

Inmobiliaria Colonial.
Inmobiliaria Colonial.

Inmobiliaria Colonial ce­rrará la pri­mera mitad del año con una vuelta a, be­ne­ficio según las es­ti­ma­ciones del mer­cado. La so­cimi pre­si­dida por Juan José Brugera basa en el factor pa­ri­sino de su fi­lial SFL buena parte de esta re­cu­pe­ra­ción.

Colonial, centrada en el mercado de oficinas en Madrid, Barcelona y París está buen colocada para aprovechar el cambio de gustos (y posibilidades, una vez superada la crisis Covid) de las grandes empresas hacia posiciones de ‘prestigio’ como los activos de la compañía española.

La aportación de SFL será clave para compensar la bajada en rentas que Colonial ha registrado en el primer semestre en Madrid y Barcelona. En la capital española, producida por la venta de activos frente al crecimiento que los expertos esperan para el mercado barcelonés.

Para los analistas del mercado, Colonial cerrará la primera mitad del ejercicio con una contención de costes, lo que les permite cifrar su beneficio bruto de explotación (Ebitda) recurrente en 158 millones de euros; lo que representa un crecimiento del 8% en términos interanuales. Con ello, el resultado neto del primer semestre alcanzará los 108 millones, frente a las pérdidas de 357 millones registrados en el mismo periodo de 2023; cuando Colonial realizó un ajuste negativo de 532 millones antes de minoritarios. Tras la entrada de Criteria Caixa en su accionariado, los analistas estiman que el Ebitda de Colonial crecerá a un ritmo del 7% en tasa de crecimiento anual compuesta (y la aportación de activos realizada) entre 2023 y 2026.

De hecho, la aportación de los activos adquiridos a Criteria han supuesto un incremento del Ebitda medio del 3%.

Oficialmente, Colonial presenta sus resultados el próximo día 30, mientras la SFL lo hará el próximo 24 de julio. Aunque Guillermo Barrio, analista de CIMD Research, resalta la “creciente polarización” en el mercado de oficinas parisino, “con las empresas focalizándose en activos de alto valor añadido, una tendencia que, al igual a lo visto en Madrid y Barcelona, beneficia a Colonial”. En su opinión, mientras Colonial reportará un aumento de rentas global del primer semestre en torno al 7% (hasta 196 millones de euros), la filial francesa habrá visto su negocio el 16%, unos 129 millones; lo que representa el 65,8% del negocio de la socimi que dirige Pere Viñolas.

Aún así, la evolución de SFL se queda algo por debajo del 18% que creció en la primera mitad de 2023. Con todo, el crecimiento de la inmobilaria gala se basa en dos factores. El primero, los incrementos de rentas en contratos, así como la firma de nuevos alquileres al alza conseguidas en 2023, especialmente en activos señeros en París como Washington Plaza, Cézanne-Saint Honoré y #Cloud.Paris. A ello se suma el crecimiento de la cartera de activos, en torno al 8%, por la primera contribución interanual de Louvre Saint Honoré, y de nueva superficie comercial en los Campos Elíseos.

Para España, en cambio, las previsiones son más pesimistas, fundamentalmente por el efecto de la venta de activos. En Madrid, los expertos prevén una caída nominal de las rentas del 12% (hasta 44 millones), por la reducción de la cartera realizada a principio de 2023, y a la entrada en rehabilitación de otros. En términos equivalentes, las rentas crecen el 6% apoyadas en la subida de alquileres y el aumento de la ocupación, que aumentó un punto porcentual durante el primer trimestre, hasta el 97,4%.

La aportación de Criteria

En Barcelona, las rentas esperadas suben el 5% hasta los 23 millones, aunque aquí el dato más relevante será la desocupación, que repuntó a finales de 2023 hasta el 16% “y apenas corrigió la tendencia en marzo”, según Barrio.

La vuelta de Criteria (holding empresarial de la Fundación La Caixa), al capital de Colonial (es el primer accionista con el 17,3%) no solo ha aportado nuevos fondos a la socimi sino también activos cuyos efectos a la cartera de negocio empezarán a notarse a lo largo de este año aunque para el experto de CIMD Research considera que los activos adquiridos a Criteria han supuesto un incremento del Ebitda medio del 3%.

Con unos activos valorados (GAV, Gross Asset Value) en 10.253 millones, la cifra es, según Guillermo Barrio, casi el 12% inferior a la de diciembre (11.336 millones); lo que supone “una corrección anual like-for-like del 9%, ajustado este porcentaje por la reciente adquisición de activos a Criteria”.

Según sus cálculos, la deuda neta de Colonial quedará al cierre del presente ejercicio en el entorno de los 4.500 millones.

Artículos relacionados