La fi­lial de la es­pañola se con­ver­tiría en el primer ope­rador de banda ancha en el Estado más rico del Brasil

Vivo/Telefónica estudia lanzar una oferta sobre la tercera operadora de Sao Paulo

La no­ticia ha pro­vo­cado una subida del 15,5% de Desktop, la prin­cipal pro­vee­dora de in­ternet del es­tado ca­pi­ta­lino bra­si­leño

Desktop, internet en Sao Paulo.
Desktop, internet en Sao Paulo.

Vivo, fi­lial bra­si­leña de Telefónica, ne­gocia la ad­qui­si­ción de la ter­cera mayor red de banda ancha de Sao Paulo, que de lle­varse a cabo si­tuaría a Telefónica como líder del ne­gocio en el Estado más po­blado y po­de­roso de Brasil, con unos 44 mi­llones de ha­bi­tantes y que ge­nera el 22% de la ri­queza na­cio­nal. Sin con­fir­ma­ción ofi­cial al res­pecto, la ad­qui­si­ción de Desktop está bajo vi­gi­lancia de la au­to­ridad bur­sátil bra­si­leña CVM, y ha dis­pa­rado un 15,5% el valor de mer­cado de la ter­cera ope­ra­dora ca­pi­ta­lina de banda an­cha.

Avanzada por el portal “Neo Feed”, la noticia de que la proveedora de servicios de Internet (PSI) Desktop buscaba comprador para su operación de banda ancha en el Estado de Sao Paulo, con más de un millón de abonados, un 7% del mercado regional, data de hace un año pero esta vez parece contener visos de poder realizarse en fecha próxima. La operación, a precios de hoy, rondaría los 1.500 millones de euros, según expertos del mercado brasileño de telecomunicaciones, aunque el precio parece algo inflado por la propia empresa.

Hace más de doce meses, el mayor banco de inversiones de Latinoamérica, BTG Pactual, puso un precio de 2.500 millones de Reales (unos 450 millones de euros) a la infraestructura de la operadora. Para entonces, Desktop ya había contratado a Bank of América para negociar la venta de la red de fibra óptica, la mayor y más eficiente ide Sao Paulo.

La operadora brasileña, que suma 4,2 millones de hogares con fibra óptica (HP’s), siempre .ha querido poner su activo en valor. La extensión de la red está en línea con la dimensión del Estado de Sao Paulo: suma unos 54.000 kilómetros, tiene 44.000 en redes FFTH (hasta el domicilio) y otros 10.000 en “backbon”(redes de transporte). Y desde el primer momento, cuando las intenciones de venta de Desktop salieron a la luz del día, se supo que la operadora brasileña de Telefónica sería una de las principales interesadas.

Aunque solo fuera por una cuestión de imagen, Vivo sacaría pecho haciéndose con el negocio y la infraestructura de Desktop, con que superaría de golpe al gran rival Claro (América Móviles), que con 4,450 millones de clientes y un “share” del 30% lidera la banda ancha en Sao Paulo, frente a los 4,3 millones y 29% respectivamente de Vivo.

Si la filial de Telefónica adquiriera el tercero actor regional brasileño, pasaría a tener en la región más de 5,3 millones de clientes, un 36% del mercado del más rico e influyente de los 27 Estados federales brasileños.

Puesta en valor

Desde el primer momento, cuando se supo que Desktop buscaba comprador, el nombre de Vivo estuvo en la palestra. El CEO de la filial de Telefónica, Christian Gebara, tendría como objetivo, con dicha operación, consolidar el despliegue de la red neutral FiBrasil, controlada a partes iguales por Telefónica y la institución financiera canadiense CDPG, y que a final del 2023 cubría 150 ciudades, con los ya mencionados 4,2 millones hogares pasados con fibra (2 millones más que en diciembre 2022), pero al margen del Estado de Sao Paulo, donde no tiene presencia.

La apuesta de Telefónica en el despliegue de la red de fibra neutral compartida con CDPG, podría pasar igualmente por alguna otra operación de gran calado. Según analistas del sector, la operadora histórica brasileña Oi, que sigue inmersa en un doloroso proceso de recuperación judicial, estaría dispuesta a ceder el 40% de su unidad de fibra UPI Cliente Co. El precio de la operación, prevista para 2025, es de 4.800 millones de Reales, unos 858 millones de euros.

Pero de momento, la gran prioridad de Christian Gebara, es la dramática situación que se vive en el Estado Rio Grande do Sul, literalmente inundado por lluvias torrenciales, con 30 ciudades y medio millar de municipalidades afectadas:. La unidad de fibra óptica Vivo controla 43% del mercado móvil de la región afectada, donde cuenta unos 300.000 clientes , de los cuales casi un 15% quedaran prácticamente sin ningún tipo de conexiones.

Artículos relacionados