FUSIONES BANCARIAS

Sigue la te­nen­cia: todo lo que gana el Sabadell en Bolsa lo pierde el BBVA

El mercado rechaza de plano la fusión BBVA-Sabadell, a menos que sea reformulada

Una pro­puesta que no gusta ni a los ex­pertos ni a los ac­cio­nistas tra­di­cio­nales del banco ca­talán pero que los fondos pueden con­di­cionar

Josep Oliu, Sabadell.
Josep Oliu, Sabadell.

Se va con­fir­mado lo peor para el fu­turo de la OPA del BBV sobre el Banco Sabadell. Una OPA que ne­ce­sa­ria­mente será hostil ha­bida cuenta de la re­sis­tencia de los ac­cio­nistas ins­ti­tu­cio­nales del banco ca­ta­lán, que con­si­deran la ope­ra­ción inade­cuada para sus in­tere­ses. Josep Oliú, pre­siente del Sabadell, en­ca­beza la re­be­lión. El BBVA siempre quiso que­darse con el banco ca­ta­lán. Esta vez no es la se­gunda, sino la ter­cera, según re­cuerdan los viejos ro­queros en Bilbao..

En cualquier caso será el mercado, al final, el auténtico juez en el intento del BBVA de hacerse, mediante papelitos (acciones), con el control del Banco Sabadell, al que ha anunciado que lanzará -aun no lo ha hecho de manera oficial-, una Oferta Pública de Adquisición de acciones, pagadera con tíulos del banco que preside Carlos Torres. Es eso precisamente lo que no gusta ni a los expertos ni a los fondos accionistas de los dos bancos, que en algún caso comparten.

Este viernes, la brecha en las cotizaciones e los dos bancos quedó inalterable. No ocurrió lo mismo que el jueves, con el BBVA lastrado. Todo lo contrario que el Sabadell, que subia y subía. Un mal síntoma para el banco bilbaino.

En una jornada (dos de mayo) que era festiva en Madrid, pero no en el mercado bursátil de la capital, las acciones de Banco Sabadell se disparaban liderando las subidas del Ibex 35, con unas ganancias del 3.56%, hasta 1.857 euros, impulsadas por el equilibrio del supuesto canje propuesto para la fusión por el BBVA.

Ya a la apertura del mercado, los títulos de la entidad financiera presidida por Josep Oliu(un hombre clave en la fusión por sus relaciones con los inversores catalanes del banco) encabezan el selectivo español con una subida a las 9.40 horas del 7,38%, hasta los 1,9285 euros, después de haber llegado a superar un repunte del 8% en los primeros instantes de la sesión.

Por su parte, las acciones del banco presidido por Carlos Torres se situaban en el lado de las pérdidas, con una caída del 1,08%, hasta los 10,065 euros por títulos. Al cierre del mercado, este "gap" se ampliaba con una caída del 3.84%, todo un indicio de por donde respira n sus accionistas.

El miércoles, BBVA comunicó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) una carta remitida al consejo de administración de Banco Sabadell en la que propone una fusión por absorción con un canje de 1 acción de nueva emisión de BBVA por cada 4,83 acciones de Banco Sabadell, lo que supone una prima del 30%, asumiendo que no se realizarían repartos de dividendos, reservas o cualesquiera otras distribuciones por parte de ninguna de las sociedades a sus respectivos accionistas, informa EP.

Esta ecuación de canje supone una prima del 30% sobre el precio de cierre de Sabadell y BBVA el pasado lunes 29 de abril, el día antes de conocerse esta potencial operación. La entidad indica, además, que implica una prima del 42% respecto a las cotizaciones medias ponderadas del último mes, y del 50% atendiendo a los tres últimos meses.

El pasado martes esa prima ya se había reducido al 17,29%, porque Sabadell subió un 3,37% en Bolsa y BBVA se desplomó un 6,65% al conocerse que había de nuevo conversaciones para integrar ambos bancos.

En la misiva se detalla que BBVA atendería el canje de las acciones de Banco Sabadell mediante emisión de nuevas acciones ordinarias cuya suscripción estará reservada a los titulares de acciones de Banco Sabadell y sobre las que se solicitaría su admisión a cotización en el Mercado Continuo español y en los restantes mercados en los que cotizan sus acciones.

La oferta concreta que se propondría la incorporación como consejeros no ejecutivos al consejo de administración de BBVA de tres miembros del actual consejo de administración de Banco Sabadell, elegidos de común acuerdo entre ambas partes. Uno de estos consejeros sería propuesto como uno de los vicepresidentes del Consejo de Administración de BBVA.

SEDE EN CATALUÑA Y MARCA BBVA

La entidad resultante de la fusión tendría una de sus sedes operativas del Grupo en Cataluña, que se establecería en el centro corporativo de Banco Sabadell en Sant Cugat.

La denominación social y marca serían las de BBVA, "aunque se podría mantener la utilización de la marca Banco Sabadell, de manera conjunta con la marca BBVA, en aquellas regiones o negocios en las que pueda tener un interés comercial relevante", según se detalla en la carta.

ACTIVOS POR ENCIMA DEL BILLÓN DE EUROS

En la misiva, BBVA subraya que la combinación de ambas entidades daría lugar "al proyecto industrial más atractivo de la banca europea. En este sentido, destaca los beneficios de la fusión para ambas entidades, sus accionistas, empleados, clientes y las sociedades en las que operan".

BBVA asegura que la nueva entidad "se convertiría en una de las mayores y más sólidas entidades financieras en Europa, con activos totales por encima del billón de euros y más de 100 millones de clientes a nivel mundial, con la ambición de ser el mayor banco por capitalización bursátil de la zona euro".

Artículos relacionados