EMPRESAS

ACS afianza sus planes de futuro en concesiones y EEUU

La cons­truc­tora de Florentino Pérez apuesta por el mer­cado ex­te­rior y las con­ce­siones

ACS.
ACS.

Las ope­ra­ciones en América del Norte, es­pe­cial­mente las con­ce­sio­nes. vol­verán a ser el eje del cre­ci­miento de ACS en los pró­ximos años. Así lo es­pera el grupo cons­tructor tras pre­sentar su nuevo plan es­tra­té­gico para los tres pró­ximos ejer­ci­cios con el que prevé al­canzar un be­ne­ficio de 1.000 mi­llones de euros a fi­nales de 2026.

En concreto, prevé aumentar entre un 9% y un 28% su beneficio neto hasta ese año, con respecto a las cifras alcanzadas en 2023 gracias al impulso de los ingresos procedentes de su actividad al otro lado del Atlántico, incluidas autopistas de peaje. La constructora cerró el pasado ejercicio con un beneficio de 780 millones de euros y unos ingresos de 35.700 millones de los que un 62% procedieron del negocio en América del Norte.

Con este objetivo, el grupo potenciará el crecimiento y la inversión mediante la generación de flujos de caja operativos de entre 3.300 y 4.000 millones de euros en esos tres años con el fin de incrementar los ingresos a un ritmo medio anual de entre el 6% y el 10%, es decir entre 43.000 y 48.000 millones de euros en 2026.

Unas cifras que tratará de apuntalar con una nueva estructura organizativa centrada en la integración y simplificación con tres principales líneas de actividad: Soluciones integrales tendrá a Turner en América y Cimic en Asia Pacífico; Inversiones en Infraestructura lo compondrán Abertis e Iridium, Hochtief, PPP Solutions y Pacific Partnerships mientras que Ingeniería y Construcción estará integrada por Dragados, Flatiron y Hochtief Europe.

Con este plan, la constructora cierra un ciclo de alto rendimiento y busca consolidar su modelo de negocio rentable en dividendo y crecimiento, valorado en 14.000 millones de euros con un potencial de duplicar su valor en 2030. En este sentido, destinará al menos 2.000 millones a la remuneración de los accionistas, con un dividendo anual igual o superior a los 2 euros por acción.

En lo que va de año, la cotización de ACS acumula una caída del orden del 4%. Pese a este pequeño ajuste motivado por la recogida de beneficios, el valor se mantiene muy cerca de sus máximos absolutos. Su tendencia alcista se mantiene impecable con el punto de mira puesto sobre la referencia de los 43 euros por acción.

Artículos relacionados