La ope­ra­ción anun­ciada pasa por múl­ti­ples ac­tua­ciones en bolsa y fuera de Francia

Bolloré prepara su aterrizaje visual en Prisa y la segregación de activos en Vivendi

El 'papívoro' galo ace­lera el aflo­ra­miento de su par­ti­ci­pa­ción real, además del 11,79%, en la edi­tora es­pañola

Vicente Bolloré, Vivendi.
Vicente Bolloré, Vivendi.

El con­tro­ver­tido em­pre­sario francés Vicente Bolloré, ac­cio­nista prin­cipal del grupo Vivendi, vuelve a la pa­lestra des­pués del anuncio de una nueva e ines­pe­rada ope­ra­ción bur­sátil que afec­tará a todo su en­tra­mado em­pre­sa­rial, in­clu­yendo su par­ti­ci­pa­ción del 11,79% en Prisa. Segregará el grupo en cuatro nuevas em­pre­sas, que co­ti­zarán en Bolsa. Lo de Prisa, even­tual­mente, va más des­pa­cio.

Gran sorpresa en el mercado bursátil de París, pero no `para muchos analistas, que aún recuerdan lo que ya hizo en 2021 con Universal Music Group (UMG), cuyas acciones, distribuidas entre los accionistas de Vivendi, ganaron un 35% en el primer día de cotización en la Bolsa de Ámsterdam.

La operación anunciada por Vivendi dará lugar a cuatro sociedades cotizadas. La primera será el grupo Canal Plus, con una cartera de 25 millones de abonados en más de 50 países, valorada en más de 5.000 millones de euros; luego, la agencia de publicidad Havas, que pese a tener también una fuerte presencia queda aún muy alejada de los lideres mundiales. Su volumen de negocio no supera los 3.000 millones, casi cinco veces menos que el que factura Publicis.

Una tercera operación de gran calado será la salida a la bolsa de la participación mayoritaria (59,71% ) de la editorial Lagardère, líder absoluto en Francia y número tres mundial, y cuya adquisición por Vivendi fue seriamente cuestionada. Para obtener la “luz verde” de Bruselas, Bolloré tuvo que vender activos como la editorial Editis, adquirida en 2019 a Planeta por 829 millones de euros y vendida al multimillonario checho Daniel Kretinski por apenas 653 millones.

Prisa en el camino

La operación bursátil proyectada ahora por Vicente Bolloré alcanzará igualmente a las 'perlas' de Vivendi, como son el grupo de producción audiovisual Benijav, el editor juegos de video Gameflot, la plataforma de videos Dailymotion, etc., sino además las participaciones más problemáticas, potencialmente. Se trata del 23,75% de Telecom Italia, que podrá figurar entre los activos de otra nueva sociedad prevista para otras participaciones cotizadas y no cotizadas del grupo.

De lo que se mantiene en silencio, con discreción total, es de lo que hará consu participación en Prisa, donde entró con un 7,89% adquirido a HSBC, en principio para para reforzar la posición de su “amigo” Joseph Oughourlian, y al que pagaba un favor por su contribución a la estabilización del grupo Lagardère, facilitando así la tarea de Vivendi, que acabaría haciéndose con el control del grupo.

Una operación calculada

Cabe recordar, en todo caso, que si no fuera por el gobierno socialista de Pedro Sánchez, que frenó en seco sus ambiciones globales en España, el "tamden" Vicente Bolloré- Joseph Oughourlian (dueño del 29,9% de Prisa y presidente de la sociedad) tendrían garantizado juntos el control total de Prisa, sin haber lanzado una OPA que teóricamente viene forzada por la ley.

Ha sido a través la suscripción de acciones subordinadas que Bolloré pudo mejorar su posición accionista (ahora tiene un 11,79%, y está pendiente aún otra suscripción preferente recién anunciada por Prisa por un importe de 100 millones, quizá la cantidad necesaria para pagar la nómina de enero y otros compromisos pero, sin duda, forzada por los bancos acreedores), y cabría pensar ahoraen una futura apuesta -en un eventual cambio de mayoría política en España- para poder hacerse con el control total del atribulado grupo que controla Amber Capital. De momento, sin embargo,"todo ello supone una especulación", según apuntan desde Prisa.

De momento, el grupo Prisa se concentra en sus problemas de tesorería, habia cuenta que el ebidta mejora poco. De ahi que haya puesto en marcha la nueva emisión de obligaciones convertibles, tras los cambios realizados por la triste e inesperada desaparición de Miguel Barroso, mano derecha del actual presidente. Según la nota del consejo de administración de la editora propietaria de Santillana (foco del interés de Bolloré, pero no el único), previa a los nombramientos de Jordi Gracia y José Miguel Contreras, "confían en que haya compromisos de suscripción de una parte relevante de sus principales accionistas".

Es decir, que las participaciones más importantes actuales puedan experimentar de nuevo un reforzamiento, con aumento de la posición de Vivendi, ya que el empresario de origen armenio no puede superar, teóricamente, el 30%. No ocurre con Vivendi, aunque la posición dominante conjunta de ambos socios sería más que palpable.

Pecata minuta

En todo o caso, no será seguramente por falta de medios financieros que el “papivoro” galo, también considerado en Francia como el “rey del Cash Flow”, renuncie eventualmente a hacerse algún día con presas como Prisa. Cabe pensar que la nueva estrategia de Vivendi, de introducción en Bolsa de todos los activos del grupo, distribuidos por cuatro nuevas sociedades, no será menos rentable que la venta de UMG.

Las perspectivas no pueden ser más positivas para los accionistas. Con la operación anunciada, el valor bursátil de las sociedades cotizadas podrá superar de largo la valoración actual del grupo Vivendi, situada en torno a los unos 9.000 millones de euros, más de una tercera parte de los 30.000 millones que pesaba antes de la introducción en bolsa de MGM, que tiene ahora un valor de mercado de 46.000 millones.

La explicación está en la pérdida de la inversión oculta en conglomerados como Vivendi, cuyo valor bursátil, según los analistas, está un 20% por debajo de la suma del valor bursátil de las filiales. Los analistas de UBS sitúan la valoración de Canal Plus en 6.700 millones de euros; Lagardère, en 3.000 millones más y Havas en 2.000 millones adicionales; o sea un total de 11.700 millones, 2.700 millones más de la valoración de Vivendi.

Artículos relacionados