BOLSA

Lar España, sólida y limpia

Desde que to­cara suelo en el peor mo­mento de la crisis pro­vo­cada por la pan­demia de co­vid, las ac­ciones de LAR han en­trado en una es­pec­ta­cular línea as­cen­dente ba­tiendo a la media de su sector y del Ibex 35. Una pro­yec­ción que se­gu­ra­mente se man­tendrá este año, según los ana­lis­tas.

Para ello cuenta con una tesis diferencial en el sector inmobiliario sostenida en dos grandes pilares, su especialización en retail, con una cartera balanceada, y uno de los dividendos más atractivos del mercado español. La rentabilidad histórica media de Lar desde 2015, recuerdan en Renta 4, supera el 7,7%. Una cifra que convierten a la empresa en una candidata clara para cualquier cartera cuya estrategia esté basada en el dividendo.

A ello se suman una excelente gestión activa del grupo con niveles recurrentes de ocupación superiores al 90%, lo que se traduce en el pleno cobro de sus rentas y la rentabilidad subyacente de sus activos. En este sentido, Lar cotizaría con un 44% de descuento, según las ratios de compra y venta de activos netos, resultando más atractiva frente a otras socimis en el actual entorno de tipos altos.

Su sólida posición financiera, con una ratio LTV del 31,2% y el total de su deuda a tipo fijo, sería otra de las claves que llevan a los analistas de Renta 4 a sobreponderar al valor con un precio objetivo de 9,2 euros por acción, lo cual supone un potencial alcista del orden del 45% desde su actual cotización de mercado.

Su clara apuesta por la sostenibilidad supone un atractivo más para el mercado. La compañía ha recibido hace unas semanas la calificación “A” del índice MSCI ESG Rating, la máxima obtenida en el sector inmobiliario y que solo tienen actualmente el 18% de las empresas que componen este indicador debido al buen desempeño en la reducción de emisiones en 2022.

Artículos relacionados