RESULTADOS

La eléc­trica au­men­tará el di­vi­dendo a cuenta un 11%, hasta los 0,20 euros por tí­tulo

A Galán le preocupa la deuda de Iberdrola y quiere reducirla en 6.000 millones

Es una de las más altas del Ibex-35 y su­pera los 48.000 mi­llones de euros

Ignacio Galán, pte. de Iberdrola.
Ignacio Galán, pte. de Iberdrola.

Iberdrola ha ga­nado en el tercer tri­mestre 3.640 mi­llones de eu­ros, lo que su­pone un 17% más, un 22% ex­clu­yendo el ex­tra­or­di­nario de­ri­vado de la venta de parte del ne­gocio en México. La eléc­trica au­men­tará su di­vi­dendo a cuenta de 2023 un 11%, hasta los 0,20 euros por tí­tulo. La deuda fi­nan­ciera neta ajus­tada se situó en 47.951 mi­llo­nes, un 8,3% más res­pecto a sep­tiembre de 2022, de­bido a las in­ver­siones y a los tipos de cam­bio. Su pre­si­dente, Ignacio Galán, ha anun­ciado que a final de año se si­tuará entre los 42.000 y los 43.000 mi­llones de eu­ros.

Galán ha marcado además un crecimiento del beneficio neto de doble dígito para 2023, excluyendo cualquier plusvalía adicional por rotaciones de activos, impulsados por una mayor producción y la nueva capacidad renovable, la normalización de la actividad comercial, el aumento de las tarifas en el negocio de redes .Todo ello, “a pesar del complejo contexto macroeconómico”, comentó.

El máximo directivo de la eléctrica, en cambio, no se pronunció ante los analistas sobre el “impuestazo” a las energéticas y a la banca que quieren seguir aplicando el PSOE y Sumar, hasta que se conforme el nuevo Gobierno y la coalición que lo apoya. “Vamos a esperar. En su momento, veremos el alcance del problema y daremos nuestra opinión”, dijo.

La deuda prevista para final de año, se situará entre los 42.000 y 43.000 millones de euros, frente a los cerca de 48.000 millones actuales, debido a la rotación de activos y alianzas. Galán señaló ante los analistas que piensan seguir analizando todas las oportunidades que surjan en todos los aspectos, no solo en la venta de activos. “Queremos optimizar el riesgo financiero con alianzas”, ha comentado.

El máximo responsable de utility restó relevancia a la elevada deuda que tiene la compañía, basándose en que esperan recortarla en unos 6.000 millones de euros a finales de año y en que los vencimientos de la misma para este año están cubiertos. Iberdrola ha anunciado que el próximo Capital Markets Day se celebrará el próximo mes de marzo, donde se darán a conocer más datos sobre el plan financiero de la empresa.

El beneficio bruto operativo (Ebitda) se ha incrementado un 13%, hasta los 10,783 millones de euros a septiembre. Las inversiones se situaron en los 10.842 millones de euros en los 12 últimos meses. La compañía ha incrementado un 9% los activos de redes, hasta los 41.300 millones de euros y ha instalado 3.100 MW renovables.

Solidez financiera

“La ejecución de la estrategia presentada el pasado noviembre nos está permitiendo crecer, preservar solidez financiera y aumentar dividendo”, ha asegurado Galán. En este mismo sentido, ha destacado la evolución positiva del plan estratégico. Por áreas de negocios, los activos en redes alcanzan los 41.300 millones de euros a septiembre con marcos regulatorios cerrados al 96% para 2025.

Según la eléctrica, el crecimiento del negocio ha venido acompañado por una solidez financiera y ha vuelto a reforzar su balance con casi 6.000 millones de euros de financiación en los últimos nueve primeros meses, con condiciones favorables. El flujo de caja se ha incrementado un 11% hasta los 11.103 millones de euros. Además, posee una liquidez de 22.204 millones, lo que permitirá a Iberdrola cubrir 21 meses de necesidades financieras sin recurrir al mercado.

Respecto a los objetivos marcados a medio plazo, Galán comentó que el plan de la eléctrica es “crecer en redes, ser muy selectivos en renovables e invertir en los países que tengan una regulación estable”.

Sin comentarios al pacto de PSOE y Sumar

El máximo ejecutivo de Iberdrola no quiso pronunciarse sobre el acuerdo firmado por PSOE y Sumar de seguir aplicando el “impuestazo a las empresas y a la banca. En este sentido, comentó que hay que “esperar a que se conforme el Gobierno. Cuando se produzca, veremos cuál es el problema y opinaremos”, dijo.

Galán aplaudió, en cambio, la propuesta de la Unión Europea para la reforma del mercado eléctrico, pues considera que el acuerdo defiende la inversión y se fundamenta en los principios del mercado y en la contratación a largo plazo, “como siempre hemos defendido”, recalcó.

Por ese motivo, destacó que la propuesta de Bruselas es “equilibrada”, en el sentido de que defiende los contratos de compraventa de energía a largo plazo -conocidos como PPAs-, para mantener los precios estables y evitar las distorsiones del mercado eléctrico. Además, comentó que la Comisión Europea remarca la necesidad de invertir cada vez más en redes, en línea con el mensaje transmitido por la Agencia Internacional de la Energía (AIE), algo que para Galán es muy relevante.

Igualmente, defendió el Plan de Acción para la Energía Eólica presentado esta semana por la Comisión Europea para “promover una tecnología en la que Europa ha sido líder durante décadas”, señaló.

Artículos relacionados