Las com­pañías de bajo coste trans­portan el 61% de los via­jeros dentro del te­rri­torio es­pañol

Ryanair supera a Vueling e Iberia con más de 23 millones de pasajeros a junio en España

Aena gana 163,8 mi­llones en el se­mestre des­pués de dos años en pér­didas

Ryanair
Ryanair

Las ven­tajas de ser el líder es que te be­ne­fi­cias antes de la re­cu­pe­ra­ción del mer­cado. Ryanair ha man­te­nido en el primer se­mestre del año su li­de­razgo entre las com­pañías aé­reas que operan en España con más de 23,4 mi­llones de pa­sa­jeros que su­peran a todos los que trans­portó du­rante el ejer­cicio pa­sado com­pleto (23,3 mi­llo­nes). La com­pañía ir­lan­desa man­tiene, con ello, una cuota del 22,3% del mer­cado. Le si­guen Vueling (casi 16,5 mi­llones de pa­sa­je­ros), Iberia (algo más de 8 mi­llo­nes) y Easyjet (5,9 mi­llo­nes).

Los datos de Ryanair reflejados por Aena incluyen los de sus ‘hermanas’ Ryanair Sun y Ryanair UK. Si se hace el mismo ejercicio con Iberia, Vueling e Iberia Express (casi 4,56 millones), el número de pasajeros transportados por el grupo aéreo español supera los 29 millones de personas con una cuota de mercado agregada resultante del 27,6%. La cifra sube hasta el 32,26% del mercado si se incluye Air Nostrum, la compañía de vuelos regionales propiedad de la familia Serratosa que opera numerosos vuelos en código compartido con Iberia y que ha transportado en la primera mitad del año a 3,4 millones de viajeros.

Air Europa, por su parte, cerró el semestre con más de 5,8 millones de pasajeros y el 5,6% de cuota de mercado. Según los datos de Aena, la recuperación de la actividad aérea es evidente durante la primera mitad del año en la que los aeropuertos españoles han registrado 104,9 millones de usuarios respecto al mismo periodo del año pasado. Eso supone un crecimiento del 287,7% en España en términos globales. El tráfico nacional sube el 142,6% mientras que el internacional aumenta el 469%.

Del total de pasajeros registrados en los aeropuertos españoles, casi 64 millones corresponden a los usuarios de las aerolíneas de bajo coste lo que supone que seis de cada diez viajeros (el 61%) con España como origen o destino utilizan este tipo de compañías.

Beneficios con tasas intervenidas

El conjunto del grupo Aena (incluido el aeropuerto londinense de Luton y seis aeropuertos en Brasil) ha gestionado en este primer semestre un total de 117,3 millones de viajeros. Eso, no solo representa una subida del 257,3% respecto al año pasado cuando las consecuencias de la pandemia eran aún evidentes; sino que se sitúan ya en el 82% del tráfico de 2019.

Ello ha sido posible gracias a un crecimiento del 99,4% en los ingresos consolidados totales que se sitúan en 1.720,6 millones de euros. De ellos, 1.072,3 millones proceden de los ingresos aeronáuticos (el 62,3%) mientras que los ingresos comerciales aportan 398 millones tras crecer apenas el 0,3%.

Este mantenimiento de los ingresos comerciales tiene especial interés si se considera el cambio de tarifas que se aplican a raíz de la modificación de la ley de Ordenación de los Transportes Terrestres promulgada en octubre del año pasado que establecía la modificación de los contratos de arrendamiento para locales de restauración y comercio minorista que estuvieran en vigor o se hubieran licitado antes del 14 de marzo de 2020.

La modificación de la ley, una de las medidas ‘anti-Covid’, supone reducir la Renta Mínima Anual Garantizada (RMAG) que preveían los contratos se reduce en proporción directa a la caída del volumen de pasajeros en el aeropuerto donde esté el local con respecto al volumen de pasajeros que ese aeropuerto tenía en 2019. La reducción de la renta, aplicada desde el ejercicio 2020 se mantendrá "hasta que el volumen anual de pasajeros del aeropuerto sea igual al que existió en 2019”, según dicta la Disposición final séptima de dicha ley.

Para 2023, Aena aplicará unas nuevas tarifas que quedan prácticamente congeladas ya que aumentan el 0,69% en términos de “ingreso máximo a anual ajustado” que se sitúa en 10,01 euros por pasajero frente a los 9,95 euros que cobra durante el presente año. Las nuevas tarifas e aplicarán a partir del1 de marco de 2023. El gestor aeroportuario español que preside Maurici Lucena ha conseguido, con esta actividad, ganar 163,8 millones de euros después de dos años en pérdidas. En el mismo periodo del año pasado, Aena perdió 346,4 millones.

El beneficio bruto de explotación (Ebitda) generado en el primer semestre se sitúa en 631,3 millones de euros frente a las pérdidas de 58,2 millones del mismo periodo del año anterior. La cifra incluye 46,8 millones aportados por el aeropuerto de Luton y 39,8 millones de los aeropuertos brasileños.

La misma evolución presenta el flujo de caja operativo generado por Aena que pasa de los 220,3 millones negativos del primer semestre de 2021 a 785,6 millones durante la primera mitad del presente año.

La deuda financiera neta se reduce en 245,1 millones en el semestre hasta los 6.946,8 millones de euros; de los que 496 millones corresponden a la consolidación de la deuda del aeropuerto de Luton. Con ello, la ratio de endeudamiento pasa de las 11,5 veces con que cerró 2021 a 5,2 veces el Ebitda.

Artículos relacionados