LA SEMANA BURSÁTIL

La bolsa se aferra al avance de los bancos

La banca ha ti­rado del mer­cado en la úl­tima se­mana ante la con­fir­ma­ción de una in­mi­nente subida de tipos en Europa. El Ibex 35 ha subido un 5,3% en las cinco úl­timas se­sio­nes, su mejor se­mana en dos me­ses, y se ha si­tuado en má­ximos del año, cerca de los 9.000 pun­tos. Referencia si­co­ló­gica para salir de la ac­tual inercia la­te­ral.

La confirmación de Christine Lagarde, presidenta del BCE, de una subida de tipos para el mes de septiembre, junto con las actas de la Reserva Federal que anticipan nuevas subidas para luchar contra la inflación, ha sido el detonante que estaban esperando los operadores para volver a asumir riesgos.

Los bancos y las siderúrgicas han sido las grandes receptoras de la gran liquidez existente en el mercado con una subida semanal cercana o superior al 10%. Banco Sabadell ha vuelto a liderar al selectivo con un avance del 15% lo que dispara su revalorización anual hasta casi el 50%.

Lo más importante de estas subidas, señalan algunos analistas, es que esta vez no se ha producido a costa de otros valores sino por la entrada de dinero que había estado a buen resguardo en los últimos meses.

Este movimiento permite ser optimistas en el corto plazo respecto a la continuidad de las subidas, siempre y cuando no se produzcan nuevas alertas que aconsejen la retirada de beneficios.

Los expertos técnicos, en cualquier caso, no descartan esta posibilidad. El selectivo ronda ya zonas de resistencia y eso podría animar a los inversores a replegar velas como medida de prudencia en un escenario todavía muy complejo. Si supera la cota de los 9.000 puntos podría esperarse un proceso de consolidación y avance hacia los 9.500. Niveles que no se veían desde antes de la pandemia.

Calendario semanal de Bolsa

Con el viento a favor en los mercados, los inversores confían ahora en que los indicadores previstos para los próximos días sirvan de catalizador para continuar con los avances. Entre ellos destacarán los indicadores de actividad PMI de medio mundo y los datos de empleo norteamericanos. Y entre medias un sinfín de datos que también pueden alterar el devenir de las bolsas.

Este lunes, el foco estará puesto en las ventas al por menor y el IPC de Alemania, en el IPC de España y el sentimiento económico y la confianza consumidora que se publicarán en la zona euro.

El martes, último día del mes, vendrá marcado por la producción industrial de Japón, la tasa de paro en Alemania, el IPC armonizado de la zona euro, así como por los indicadores norteamericanos entre los que destacan el índice inmobiliario Shiler, el Chicago PMI y la confianza consumidora que poco a poco va recuperándose. Este último suele tener una alta incidencia en el mercado

Para la primera sesión de junio, el miércoles, se esperan los datos de actividad PMI del sector manufacturero en las principales economías mundiales, además de la tasa de paro en la zona euro o los datos de construcción y el libro Beige, informe de coyuntura económica, en Estados Unidos.

En la agenda financiera internacional del jueves hay varias citas importantes entre las que destacan los precios de producción en la zona euro, que servirán para medir las presiones inflacionistas en Europa. Desde Estados Unidos llegarán además las cifras de productividad, costes laborales y pedidos de bienes duraderos, así como la encuesta de empleo privado ADP.

La semana bursátil se cerrará el viernes con los indicadores de actividad PMI del sector servicios en medio mundo y las ventas al por menor en la zona euro. El foco, sin embargo, estará puesto en los datos de empleo de EEUU con una tasa de paro ya en el 3,6% que facilita la subida de tipos de interés.

Artículos relacionados