BOLSA

Airbus levanta el vuelo

El au­mento de la car­tera de pe­didos y el inicio de los vuelos de prueba de las nuevas ver­siones del A321 están dando alas a Airbus, junto a unos re­sul­tados bas­tante sa­tis­fac­to­rios al cierre del tercer tri­mes­tre. De he­cho, la ac­ción ha puesto rumbo hacia los má­ximos de este año sobre los 120 euros a prin­ci­pios de enero.

El beneficio neto del fabricante de aviones ha alcanzado los 2.568 millones de euros al cierre de septiembre, prácticamente en línea con el obtenido un año antes, mientras que la cifra de negocio se ha elevado a 28.119 millones de euros, un 8 % más.

Una evolución que mejora las expectativas del mercado gracias a un sólido rendimiento financiero en un entorno operativo complejo. Los operadores, en cualquier caso, no echan todavía las campanas al vuelo pues la cadena de suministro, uno de los principales puntos débiles de la compañía, continúa siendo frágil.

Con el avance de Ucrania frente a la invasión rusa parecen aumentar las posibilidades de negociación entre ambas partes y reduce los riesgos de nuevas interrupciones en la economía mundial. Eso evitará presiones en la cartera de pedidos netos que al final del tercer trimestre eran de 647 después de cancelaciones, casi cinco veces más que un año antes.

Mientras tanto, Airbus sigue avanzando en la producción de A320 para lograr una tasa de producción de 65 aviones mensuales a principios de 2024 y 75 en 2025 para poder cumplir con la alta demanda. También a iniciado los vuelos de prueba del A321XLR, aparato que se prevé entre en servicio a mediados de 2024.

Una buena dinámica general que está venciendo la desconfianza de algunos analistas. A finales de septiembre, Deutsche Bank recortaba su recomendación tras rebajar su estimación de precio objetivo hasta los 133 euros por acción. Este precio le confiere todavía un alto margen de revalorización, aunque se sitúa muy por debajo del consenso del mercado con unas estimaciones en torno a los 147 euros por acción.

Todo ello ha permitido al valor retomar la tendencia alcista tras marcar mínimos anuales hace apenas unas semanas atrás por debajo de los 90 euros por acción. Ahora cotiza sobre los 113 euros y subiendo. Los expertos técnicos consideran que la siguiente resistencia se encuentra sobre los 120 euros. Nivel donde habrá que redoblar la vigilancia.

Artículos relacionados