BOLSA

PharmaMar, buenas expectativas

Specialised Therapeutics Asia, socio de PharmaMar, ha re­ci­bido la apro­ba­ción pro­vi­sional para la co­mer­cia­li­za­ción de la lur­bi­nec­te­dina por parte de la Administración de Productos Terapéuticos de Australia. Se trata del primer tra­ta­miento nuevo apro­bado por la TGA para tratar el cáncer de pulmón mi­cro­cí­tico en se­gunda línea desde más de dos dé­ca­das, lo cual re­fleja su re­le­vancia para com­batir un cáncer es­pe­cial­mente di­fícil de tra­tar.

La lurbinectedina es un compuesto enfocado al tratamiento de pacientes con cáncer microcítico metastásico con progresión de la enfermedad durante o después de la quimioterapia basada en platino. De este modo, los pacientes que hayan progresado después de otras opciones de tratamiento existentes podrán ahora acceder a otra línea de terapia.

La aprobación de este compuesto por parte de la TGA se ha concedido por una vía reglamentaria provisional para acelerar su disponibilidad para los pacientes australianos a través del “Proyecto Orbis” realizado en colaboración con la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA).

El cáncer de pulmón microcítico es especialmente agresivo y más de dos tercios de los pacientes se diagnostican en un estadio extenso de la enfermedad. En la actualidad, menos del 5% de los pacientes sobreviven más de cinco años después del diagnóstico. Con esta aprobación, ahora hay otra opción para los pacientes. Esto les da la oportunidad de continuar el tratamiento y, potencialmente, mejorar los resultados.

La aprobación provisional será objeto de un nuevo estudio de confirmación en más de 700 pacientes con cáncer de pulmón microcítico en segunda línea, incluidos algunos centros australianos. Se espera que este estudio finalice en 2025. Lurbinectedina está disponible en Australia por la compañía farmacéutica independiente STA, bajo licencia exclusiva de PharmaMar.

El inicio del suministro comercial del medicamento en Australia comenzará a principios de 2022. Este es el tercer compuesto del grupo farmacéutico español aprobado por la agencia del medicamento australiana.

Una piedra sobre la que el grupo se quiere apoyar para recuperar su brillo en Bolsa después de un último año en el que ha ido de más a menos. Tras rondar los 140 euros por acción el pasado mes de octubre, la acción se ha ido desinflando hasta el nivel de los 69 euros en agosto. A partir de ahí, gracias a las buenas noticias de Australia, su cotización ha remontado hasta cerca de los 82 euros. Una nueva fase alcista que apunta ahora hacia los 100 euros a medio plazo.

Artículos relacionados