MONITOR DE LATINOAMÉRICA

El país aus­tral re­co­brará pulso en 2021, des­pués de tres años de caída del PIB

Argentina y España refuerzan su cooperación empresarial

Firman un con­venio des­ti­nado a im­pulsar re­cu­pe­ra­ción eco­nó­mica e in­ver­sión

Garamendi
Garamendi, CEOE.

España y Argentina acaban de firmar un acuerdo para re­forzar la coope­ra­ción em­pre­sa­rial, con el que se prevé pro­mover ac­ciones con­juntas en el ám­bito in­ter­na­cio­nal, no­ta­ble­mente para py­mes, e im­pulsar in­ver­sión y re­cu­pe­ra­ción del te­jido pro­duc­tivo. El pacto llega en un mo­mento de­li­cado para las eco­no­mías de ambos países y cuando la pan­demia ha res­tado fuelle a la ac­ti­vidad in­ver­sora de las com­pañías.

Pese al leve retroceso de los últimos años, España es el segundo inversor en el país austral, solo por detrás de EEUU, y ha mantenido allí presencia estable incluso en etapas complicadas.

El convenio de colaboración, firmado por el Ministerio de Desarrollo Productivo argentino y CEOE, contempla rondas de negocios para fortalecer el tejido empresarial, el desarrollo tecnológico y las cadenas de valor de ambos países, con la meta de “mejorar su competitividad y productividad”.

La idea es poner en marcha proyectos conjuntos para relanzar la relación bilateral, el intercambio de información y la colaboración entre empresas y organizaciones, además de aumentar las inversiones y el potencial comercial de las compañías. El acuerdo está dirigido especialmente a contribuir al desarrollo de las pymes, que en Argentina suponen el 99% del tejido empresarial y el 63% del empleo.

La firma tuvo lugar en el marco de la Conferencia Empresarial Argentina España, en la que participaron la secretaria de Estado española de Comercio, Xiana Méndez; el secretario de Pymes argentino, Guillermo Merediz; el presidente de CEOE, Antonio Garamendi; el presidente de la patronal argentina UIA, Miguel Acevedo y el presidente de la Cámara de Comercio de España, José Luis Bonet. Un evento virtual que reunió a 150 empresas argentinas y españolas y en el que el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, presentó las oportunidades de negocio e inversión en su país.

Recuperación duradera

“Argentina y España profundizan hoy la cooperación empresarial, con un acuerdo dirigido a fortalecer posibilidades de inversión. Pese a las dificultades que atravesamos, el país ofrece enormes oportunidades", dijo Kulfas, quien insistió en la necesidad de reforzar la colaboración entre sector público, sector privado y centros de investigación para afrontar los retos de la reconstrucción de la economía y la transición digital y ecológica en todos los sectores. España y Argentina compartirán información sobre implantación de políticas públicas que favorezcan una recuperación económica duradera tras el Covid.

Xiana Méndez destacó la sólida relación económica bilateral y la oportunidad que abre el convenio para que firmas argentinas y españolas hagan negocios conjuntos. Más de 300 empresas españolas están en Argentina y crean 100.000 empleos directos. Instaladas en todos los sectores, el stock inversor supera los 5.800 millones de euros. El nivel bajó desde 2010 por la inseguridad jurídica bajo la Administración Fernández, con un choque extremo en 2012, al ser expropiada YPF a Repsol. Y tampoco la inversión creció demasiado bajo Macri, pese a las expectativas. Naturgy, Santander, BBVA, Telefónica, Mapfre, Inditex, ACS, Acciona, Indra, Prosegur y Dia tienen amplia presencia en el país.

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi, que aplaudió que el convenio “se extienda también a las alianzas público-privadas, destacó los proyectos desarrollados en sectores clave, como telecos, financiero, agroalimentario, energía e infraestructuras, “que ponen de manifiesto el compromiso de permanencia e interés de las empresas españolas en el desarrollo del país”, y defendió la necesidad de firmar cuanto antes el pacto comercial UE-Mercosur.

Tres años de caída del PIB

Tras el desplome en 2020, debido al impacto del Covid, que ahondó la crisis que el país arrastraba, Argentina registrará en 2021 uno de los mayores repuntes de Latam tras Perú y Chile, con un crecimiento del 5,8%, superior al que se espera en México y Brasil, y un avance del 2,5% en 2021, según el FMI. Aunque el ente juzga que persisten “retos importantes para lograr una estabilización macro”, cree que la economía recuperará este año algo más de la mitad de lo perdido en 2020 (-10%). Y el BM prevé que Argentina crecerá el 6,4% este año, más cerca del pronóstico del ministro de Economía, Martín Guzmán (+7%). El país sumó en 2020 tres años de caída del PIB (-2,5% en 2018, -2,2% en 2019), con problemas de inflación, desequilibrio fiscal y deuda.

Argentina, por otro lado, sufre un descenso global en la entrada de IED que se ha agravado con la pandemia. En 2019, la llegada de IED totalizó 6.663 millones de dólares, un 43,9% menos que en 2018, y el país se situó como quinto mayor receptor regional. En el primer semestre de 2020 Argentina acusó un retroceso del 35% en la llegada de capital exterior, según la Cepal.

El país está pendiente de la negociación con el FMI para refinanciar una deuda externa de 44.000 millones de dólares que muchos juzgan impagable. A fines de abril, el Fondo abrió la puerta a un pacto “relativamente rápido”, antes de las legislativas de octubre, lo que ayudaría a eliminar incertidumbres en la segunda economía sudamericana. El FMI aprobó en 2018 un préstamo a Argentina, entonces gobernada por el conservador Macri, por 56.300 millones, después de que una brusca fuga de capitales acelerara la devaluación del peso y causara fuertes desequilibrios. Con la victoria del izquierdista Alberto Fernández en 2019, el Gobierno declinó aceptar más fondos de los 44.000 millones ya recibidos y anunció un diálogo con el FMI para atrasar la devolución del crédito.

Artículos relacionados