BOLSA

Agua fría para PharmaMar y Rovi

Los buenos re­sul­tados del fár­maco contra la covid del la­bo­ra­torio nor­te­ame­ri­cano Merck Shap & Dohme (MSD) están agi­tando al sector far­ma­céu­tico. Su tra­ta­miento oral ha re­du­cido en un 50% el riesgo de hos­pi­ta­li­za­ción, re­ba­jando las muertes entre los pa­cientes con el vi­rus. Un éxito que hace tem­blar a los pro­duc­tores de va­cunas y a sus más di­rectos ri­vales en el desa­rrollo de pro­ductos ora­les. En España, los más afec­tados han sido PharmaMar y Rovi.

La eficacia de este producto puede suponer, apuntan en los mentideros bursátiles, un jarro de agua fría para las expectativas de comercialización del Aplicov, el medicamento que PharmaMar viene desarrollando en los últimos meses. Este medicamento, junto al remdesivir de Gilead Sciences, son algunos de los más prometedores contra la enfermedad fuera del ámbito de las vacunas, pero el éxito de MSD puede restarles presencia.

En general todos los fabricantes de fármacos y vacunas contra la enfermedad, entre ellos también la española Rovi que produce para Moderna, han sido fuertemente castigados tras el positivo resultado del “molnupiravir” anunciado recientemente por el laboratorio estadounidense.

Se trata de un fármaco diseñado para errores en el código genético del virus. De conseguir la autorización por parte de las autoridades sanitarias, será el primer medicamento oral contra la covid. Merck y su socio Ridgeback Biotherapeutics planean solicitar la autorización de uso de emergencia de la píldora en Estados Unidos lo antes posible y enviar solicitudes a las agencias reguladoras de todo el mundo.

Un paso de gigante a la hora de liderar y capitalizar la lucha contra la pandemia. Es tal su eficacia que los expertos consideran que puede incluso cambiar las reglas del juego actuales, pues con una simple píldora se pueden evitar otros tratamientos más engorrosos y con mayor dificultad para su administración.

Artículos relacionados