LA SEMANA BURSÁTIL

La Bolsa toma aire en agosto

La in­tensa vo­la­ti­lidad ha mar­cado el desa­rrollo de la bolsa en la úl­tima se­mana. Todo ello en un am­biente de grandes in­cer­ti­dum­bres. Por un lado, los in­ver­sores han re­co­gido con cierta sa­tis­fac­ción los buenos datos eco­nó­micos pu­bli­cados en Estados Unidos, salvo en el caso de la con­fianza con­su­mi­dora, así como la de­ci­sión de la Reserva Federal de ga­ran­tizar su po­lí­tica de tipos bajos al fle­xi­bi­lizar sus ob­je­tivos de in­fla­ción.

En el otro platillo de la balanza se han colocado el descontrol de la pandemia, los síntomas de debilidad de la economía europea y la intranquilidad en Japón tras la renuncia de su primer ministro por motivos de salud han obligado a los inversores a poner en juego todas las medidas de prudencia.

Pese al intenso nerviosismo, el índice Ibex 35 ha logrado un avance del 2,16 por ciento en el global de las cinco últimas sesiones para asentarse sobre los 7.100 puntos. El selectivo va camino así de cerrar el mes de agosto con un alza del 4%.

Aun así, no deja de crecer el diferencial con Wall Street. Especialmente con el indicador S&P 500 y el tecnológico Nasdaq que ha encadenado una espectacular racha ante las expectativas de importantes crecimientos empresariales animados por los estímulos económicos.

Aunque el avance en el Ibex 35 en el mes de agosto está siendo aceptable, se encuentra lejos de lo esperado por algunos operadores. Y el optimismo de cara al corto plazo se diluye aún más. En el horizonte se encuentra la revisión de los componentes del Eurostoxx 50 prevista para mediados de septiembre.

Los inversores están especulando con la posible salida de algunos valores históricos españoles en este indicador en su revisión de septiembre. Circunstancia que estaría elevando la presión vendedora y la volatilidad en algunas de las compañías de mayor peso del principal indicador español. Algo que previsiblemente continuará en las próximas semanas.

También preocupa a corto plazo la debilidad del billete verde tras la decisión de la Reserva Federal de garantizar su política de tipos bajos por largo tiempo. El cambio del euro ha superado el nivel de 1,19 dólares y si mantiene esta tendencia podría retraer el dinero de fuera de la Zona Euro hacia la renta variable europea.

Calendario semanal de Bolsa

Con el cambio de mes los datos de actividad volverán a tomar el pulso de las bolsas alrededor del mundo. Los inversores deberán estar atentos además a una intensa batería de indicadores económicos de consumo, paro y producción. Por encima de todos, destacará el informe de empleo del viernes en Estados Unidos.

La sesión de hoy lunes, última del mes de agosto, vendrá condicionada por el festivo en el Reino Unido, principal vía de entrada de la inversión extranjera hacia los mercados españoles. Los inversores deberán estar además atentos a las ventas al por menor y el IPC en Alemania, la producción industrial de Japón, el PMI de China, única de las grandes economías que está consiguiendo crecer en plena pandemia. En España se dará a conocer el IPC anticipado del mes de agosto.

El martes se publicará la tasa de paro de Japón, de Alemania y de la Zona Euro, donde también se publicará el IPC de agosto. Sin embargo, el principal foco de atención estará puesto en los indicadores de PMI manufacturero en todas las principales economías de Europa y de la Zona Euro, en concreto, así como en el índice PMI e ISM manufacturero en Estados Unidos.

En la jornada del miércoles destacarán las cifras de paro del mes de agosto en España, los precios de producción en la Zona Euro, así como la encuesta de empleo ADP, los pedidos a fábrica, el Chicago PMI, el índice hipotecario MBA y el libro Beige, informe de coyuntura de la economía norteamericana, que se darán a conocer en Estados Unidos.

La agenda financiera internacional del jueves también se presenta cargada de citas importantes con especial atención a los indicadores de actividad PMI del sector servicios en China, la Zona Euro y Estados Unidos. Desde Bruselas llegarán además las ventas al por menor y desde Estados Unidos los inventarios al por menor y al por mayor, las habituales peticiones semanales de subsidio por desempleo, los costes laborales, la balanza comercial y las cifras de productividad del segundo trimestre.

La semana se cerrará el viernes con los pedidos a fábrica en Alemania y, sobre todo, con el informe de empleo de Estados Unidos. El consenso del mercado prevé un descenso de la tasa de paro norteamericana al 9,9% en agosto desde el 10,2% registrado el mes anterior.

Artículos relacionados