Bankinter es líder por ren­ta­bi­lidad (7,6%), se­guido por Bankia con un ROE del 5,6%

Los bancos medianos se defienden mejor que los grandes en los resultados semestrales

Santander España es el que más gana y el BBVA do­més­tico, el que menos

Resultados bancarios.
Resultados bancarios.

Los dos grandes grupos ban­ca­rios es­pañoles han in­cu­rrido en pér­didas en el primer se­mestre del ejer­ci­cio, tanto por la pro­vi­siones ante el Covid-19 como por el sa­nea­miento de sus res­pec­tivos fondos de co­mer­cio. No obs­tante, el Santander es el que mayor be­ne­ficio ob­tiene en España (251 mi­llo­nes) y el BBVA es el que tiene el peor re­sul­tado do­més­tico (88 mi­llo­nes). Los bancos de menor di­men­sión han re­sis­tido mejor las enormes pro­vi­siones y el más pe­queño del Ibex-35, Bankinter, es el más ren­ta­ble.

En una situación tan compleja como la actual, los resultados de los principales bancos españoles muestran una comparativa bastante distorsionada. Los dos grandes grupos, Santander y BBVA, han entrado en pérdidas tanto por las provisiones como por los distintos saneamientos realizados.

El resto de los bancos también han realizado importantes provisiones ante el escenario macroeconómico provocado por la crisis sanitaria. Sin embargo, todos ellos han logrado mostrar un beneficio positivo al cierre del primer semestre, aunque hayan visto muy mermados sus resultados.

Sin embargo, y teniendo en cuenta los resultados domésticos, Santander España es el banco con el mayor beneficio: 251 millones de euros, aunque con un descenso del 64%. En contraposición, el BBVA tan sólo gana en España 88 millones de euros y con un desplome mayor a todos los otros competidores (88%). El peso de España en sus respectivos beneficios atribuidos se ha reducido drásticamente.

Banco Sabadell, sin las pérdidas de su filial británica TSB, lograría el segundo puesto con un beneficio de 217 millones de euros y una caída del 59%, que contrasta con el desplome del 72,7% como grupo. Eso sí, la rentabilidad se ha resentido hasta bajar al 1,96% al cierre de junio.

CaixaBank, con unas provisiones de 1.155 millones de euros, ha cerrado el primer semestre con un beneficio de 205 millones de euros y un descenso en la comparativa interanual del 67%. Su consejero delegado, Gonzalo Gortázar, confía en que en la segunda parte del ejercicio las provisiones serán de menor cuantía.

El beneficio de Bankia se aproxima al del grupo presidido por Jordi Gual, con 142 millones de euros de ganancia pero con unas provisiones muy inferiores (310 millones). Bankinter es la que menos ha provisionado en el semestre, tan sólo 192,5 millones, y su beneficio ha descendido casi un 65% hasta poco más de 109 millones de euros.

Los más rentables

A pesar de una cifra de beneficios menor a otros competidores, Bankinter y Bankia se sitúan como los bancos más rentables del Ibex-35. El banco presidido por Pedro Guerrero y gestionado por María Dolores Dancausa se sitúa a la cabeza, como ya ocurría en trimestres anteriores a la pandemia, con un ROE del 7,6%. Sus responsables ven aún lejos poder recuperar los dos dígitos de rentabilidad.

La Bankia presidida por José Ignacio Goirigolzarri ha mantenido su ratio de rentabilidad en el 5,6%, incluso por encima del 4,7% mostrado por CaixaBank o el 4% de un BBVA con el que le buscan un matrimonio financiero.

Las fusiones, la prohibición de los dividendos y el repunte de la morosidad con el vencimiento de los créditos de las líneas ICO han marcado la ronda de presentaciones de la banca española. Nadie descarta que se puedan producir operaciones corporativas, pero miran hacia otro lado si ellos serían protagonistas de las mismas.

Artículos relacionados