BOLSA

Triste balance bursátil en la primera mitad de año

El primer se­mestre del año ha de­jado un ba­lance bas­tante de­solador en los mer­cados fi­nan­cieros es­pañoles ante una si­tua­ción iné­dita para los ope­ra­do­res. Solo los más listos han sido ca­paces de an­ti­ci­parse a la ca­tás­trofe e in­cluso sacar pro­vecho de un Ibex 35 que cierra junio con una caída acu­mu­lada anual de cerca del 25%.

Y eso que ya venía muy tocado de años anteriores. Entre los 35 valores, solo cuatro han logrado salvar con cierta solvencia la primera mitad del ejercicio.

Cellnex ha vuelto a ser la más destacada con un avance superior al 40%. Toda una demostración de fortaleza en medio de la pandemia que ha sacudido a los mercados financieros. Su negocio, considerado estratégico y su intensa actividad de negocio han situado a la compañía española de servicios e infraestructuras de telecomunicaciones inalámbricas en una situación de privilegio.

En este tiempo no ha dejado de crecer y ya cuenta con una cartera proyectada de hasta 53.000 emplazamientos en toda Europa, un 33% más en 2020. No es de extrañar por tanto que, tras su independencia de Abertis, el valor haya multiplicado casi por tres su precio en Bolsa.

Le sigue de cerca Viscofán con una revalorización anual del orden del 25%. El fabricante de envolturas para productos cárnicos también ha desempeñado una intensa actividad en los más de 100 países del mundo donde tiene presencia comercial. Su posicionamiento en el sector consumo, que viene ganando interés inversor en los últimos años, y su excelente relación calidad precio gracias a unos resultados muy sólidos explican más que de sobra por qué está siendo una de las compañías preferidas de los operadores este año.

Iberdrola y MäsMóvil completan el cuarteto de valores alcistas del selectivo con subidas superiores la 10%. La eléctrica no deja de sorprender a propios y extraños con una constante capacidad de crecimiento, presumiendo de ser uno de los grandes valores europeos con mejor desempeño en Europa este año. Ha superado con creces las expectativas del consenso del mercado, pero eso no parece amedrentar a los operadores y menos ahora que parece dispuesta a seguir engordando su cartera renovable en Australia.

La compañía de telecomunicaciones, por su parte, está inmersa en una opa por parte de tres grandes fondos de inversión a 22,5 euros que ha impulsado su cotización ante la expectativa de una posible mejora de la actual oferta o incluso una contra opa por parte de alguno de las grandes operadoras.

Entre los peores valores del selectivo se sitúa el Banco Sabadell, ejemplo de las dificultades que atraviesa el sector bancario, con un ajuste del 70% en el ejercicio. Inmediatamente por detrás se sitúan dos empresas ligadas al sector turístico. IAG con un recorte de algo más del 65%, mientras que Melíá Hoteles completa el podio bajista con un recorte cercano al 53%. Las tres compañías del selectivo que más han acusado el parón provocado por el coronavirus.

Artículos relacionados