BOLSA

Acciona busca más energía

Los bol­sistas si­guen con cierta preo­cu­pa­ción los pasos de Acciona du­rante la crisis ac­tual. Si bien no ha su­frido en ex­ceso los efectos eco­nó­micos pro­vo­cados por el co­ro­na­vi­rus, lo cierto es que con­forme se va di­si­pando lo peor tam­poco está ofre­ciendo gran ca­pa­cidad de subida en bolsa. Una marcha a cá­mara lenta que está de­jando una sen­sa­ción agri­dulce entre los ope­ra­do­res.

Tanto es así que el mercado está incluso pasando por alto importantes contratos del grupo de ingeniería y servicios. Este ha sido el caso del reciente acuerdo alcanzado con Telefónica para el suministro de 100 gigavatios hora anuales de electricidad durante la próxima década. Energía destinada a las instalaciones de proceso de datos, oficinas y centros de trabajo de la operadora en España.

Este es el primer acuerdo de compra de energía -PPA, por sus siglas en inglés- renovable a largo plazo entre ambas compañías. La electricidad suministrada por Acciona contará con acreditación de origen 100% renovable certificada por la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia.

El PPA entrará en vigor en julio de este año y tendrá el respaldo de la cartera de activos renovables de Acciona en España, que está cerca de los 5.700 megavatios y que "se reforzará con la construcción de nuevos activos para atender el consumo de Telefónica".

Pero lo más importante de este acuerdo es que permitirá a Acciona el desarrollo de nuevos activos renovables, el fortalecimiento de la estructura de precios de comercialización en España y una minimización de su exposición a la volatilidad del mercado.

Sin embargo, la cotización de la compañía no acaba de recoger el nuevo impulso de los mercados financieros. Según los expertos técnicos esto se debe a las fuerte barreras intermedias que ha ido formado el valor en el último año y medio. Tras superar a principios de año la tediosa tendencia lateral que venía desarrollando, la crisis ha tirado por los suelos todos los esfuerzos realizados y ahora tiene que empezar de nuevo.

Se presenta así un período complicado que solo volverá a dar por superado una vez consiga doblegar de nuevo la barrera de los 100 euros por acción. Y para ello necesita mejorar notablemente sus volúmenes de negociación.

Artículos relacionados