BOLSA

Amper invierte la curva

A la es­pera de que la evo­lu­ción del co­ro­na­virus con­firme un apla­na­miento de la curva en España, al­gunas pe­queñas so­cie­dades ya pa­recen estar mos­trando desde hace al­gunos días un cambio de ten­den­cia. Amper, por ejem­plo, lleva cinco se­siones con­se­cu­tivas al alza, ace­le­rando el ritmo con­forme van pa­sando los días.

Y es que, tras la sacudida sufrida por el mercado a bloque, los inversores empiezan a valorar de nuevo la consolidación de plan estratégico del grupo, marcado por la diversificación en sectores considerados críticos el mantenimiento de telecomunicaciones y energías renovables.

Un modelo de negocio que ha ido reforzando poco a poco y que tiene como último hito la compra de tres sociedades el pasado mes de febrero que responden a su modelo de integración vertical y con las que ha cerrado la cadena de valor en servicios industriales de alto valor añadido.

Una vez superado el desplome provocado por la llegada del coronavirus a España, con una caída en picado de más del 50%, ha formado un sólido soporte sobre los 0,11 euros por acción desde donde ha iniciado un progresivo rebote que le ha permitido recuperar un 20% de su cotización en bolsa en apenas una semana.

Este movimiento le ha llevado a recuperar niveles clave sobre los 0,157 euros, lo que supone una excelente señal desde el punto de vista técnico que le debe servir de apoyo para buscar la siguiente resistencia en las inmediaciones de los 0,204 euros. Todo ello ha venido acompañado, además, de un creciente volumen de negociación que dan consistencia al giro de tendencia.

Los expertos, por tanto, creen que ahora puede ser el momento adecuado para volver a tomar posiciones en el valor en busca de buenas rentabilidades a corto y medio plazo, aunque recordando siempre que este tipo de compañías tan pequeñas y con tan baja liquidez pueden ser una trampa.

Artículos relacionados