ANÁLISIS

Termina la reunión del Eurogrupo con un acuerdo a me­dias que aplaza la emi­sión de euro bonos

España apenas recibirá 25.000 millones de Europa para luchar contra el coronavirus

Alemania cede a me­dias y per­mite fi­nan­cia­ción eu­ropea para la pan­de­mia, hasta un total de 500.000 mi­llones

Angela Merkel.
German court to insist on bail-out reforms.

Se ne­ce­si­taron más de 20 horas de ne­go­cia­ciones y romper re­sis­ten­cias de al­gunos países como Holanda y Alemania a mu­tua­lizar los ries­gos. Pero, fi­nal­mente, los mi­nis­tros de Economía y Finanzas de la Unión Europea han al­can­zado este viernes un acuerdo por el que se pone a dis­po­si­ción de los Estados miem­bros un cré­dito de hasta un má­ximo global de 500.000 mi­llones de euros para lu­char di­recta e in­di­rec­ta­mente contra las con­se­cuen­cias eco­nó­micas y so­ciales pro­vo­cadas por la pan­demia del co­ro­na­vi­rus. España apenas re­ci­birá 25.000 mi­llo­nes.

Cada Estado miembro podrá disponer de ese crédito una cantidad de hasta el 2 % del Producto Interior Bruto Interno, según ha especificado en la rueda de prensa posterior a la celebración del consejo, el presidente del Eurogrupo, el socialista portugués, Mario Centeno.

En este sentido, España podría recibir por esta vía hasta unos 25.000 millones de euros, muy lejos de las necesidades que tendrá que afrontar en los próximos meses consecuencia del desplome de la economía y del aumento de las necesidades sociales por el brutal incremento previsto del paro.

La aportación de estos 500.000 millones la asumirán tres de las principales instituciones comunitarias en materia de recursos. Por una parte, la línea de liquidez para los Estados la facilitará el Mecanismo Europeo de Estabilidad.

Para las empresas, será el Banco Europeo de Inversiones el que aporte los recursos, mientras que para evitar despidos masivos se utilizará el programa SURE, según el mecanismo propuesto la semana pasada por la presidenta de la Comisión Europea. Ursula Von der Leyen.

Pese a que se trataba de una reunión del Eurogrupo donde solo están presentes los 19 países que utilizan la moneda única, en esta ocasión han aprobado la decisión los 27 países miembros de la UE. El objetivo fundamental del fondo es doble, ayudar al mantenimiento del empleo y acudir en apoyo de los que se han quedado sin trabajo, según palabras del presidente del Eurogrupo.

Por lo que respectas a las condiciones a las que tendrán que someterse los países que acudan a pedir esta línea de crédito, Centeno ha precisado que no hay más condición que la de destinar el dinero recibido de los fondos de Bruselas para afrontar las consecuencias provocadas por la pandemia del Covid-19 ya sea de forma directa e indirecta.

El presidente del Eurogrupo ha matizado que los términos de utilización para cubrir las consecuencias directa e indirectamente provocadas por el coronavirus son muy genéricos por lo que serán muy flexibles a la hora de la aprobación de la concesión de los mimos. No habrá una troika que analice los planes de los países que soliciten ayuda.

Centeno ha remarcado que se trata de la cantidad más importante que se ha puesto nunca a disposición de los países miembros de la Unión desde su existencia, pese al sentido crítico de las preguntas de los periodistas en la rueda de prensa posterior a la celebración del Consejo, rueda de prensa realizada también por video conferencia, por considerar insuficiente las medidas aprobadas.

También ha recordado que se ha encargado un estudio para evaluar las necesidades totales que tendrá Europa para lograr su recuperación una vez se haya vencido al coronavirus. Este trabajo se presentará a la próxima cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno para que aprueben las nuevas medidas que se consideren necesarias. Por lo que este plan tendrá vigencias hasta que se logre aprobar el Fondo de Reconstrucción Europeo, según ha explicado Mario Centeno.

Según el ministro de Economía portugués, el fondo que deberán aprobar el Consejo Europeo será algo nuevo, y tendrá como su finalidad prioritaria la recuperación de Europa.

Durante la rueda de prensa posterior a la celebración del Eurogrupo por video conferencia han quedado en evidencia los esfuerzos que todavía son necesarios para poder celebrar este tipo de trabajos por video conferencia. Casi todos lo periodistas han tenido que repetir sus preguntas ante la imposibilidad de que se oyera con claridad sus planteamientos.

Además, la línea se ha caído en varias ocasiones durante la escasa media hora de rueda de prensa, que no ha podido poderse volver a consultar una vez que has comenzado la rueda de prensa del ministro de Finanzas alemán, Olaf Scholz. Alemania, a través de Holanda, era el país que más se oponía a decisiones que mutualizaran los apoyos financieros a los países con necesidades económicas por el coronavirus.

Aunque en el comunicado no se especifica a partir de cuando se va a poner a disposición de los Estados este multimillonario fondo de 500.000 millones de euros, el líder del Eurogrupo ha repetido en varias ocasiones que será muy pronto. Si bien el fondo más importante y duradero vendrá cuando lo decida la Cumbre Europea.

En el comunicado tampoco se hace mención alguna a la creación de los coronabonos, si bien España ya había optado por no dar la batalla por los mismos en esta ocasión.

Antes del inicio del Consejo, Nadia Calviño, había descartado seguir luchando por una causa perdidas y orientar sus esfuerzos en tratar de buscar hasta el último euro, tratando de evitar que España tenga que pedir el rescate, llegado el momento.

Artículos relacionados