Los tipos de interés de los préstamos cayeron a mínimos históricos a finales de 2019

Vuelven las hipotecas
Tipos de interés

Los tipos de interés de las nuevas operaciones de préstamo descendieron en todos los segmentos durante el segundo semestre de 2019, colocándose el pasado mes de diciembre --último dato disponible-- en torno a sus mínimos históricos.

Así se desprende del último artículo analítico incluido en el boletín económico del Banco de España y publicado este jueves, un comportamiento que se achaca al tono más acomodaticio de la política monetaria desde el pasado verano.

En cambio, la información de la Encuesta sobre Préstamos Bancarios (EPB) muestra que durante el último trimestre de 2019 se endurecieron los criterios de concesión de los préstamos en todos los segmentos de crédito, lo que no ocurría desde el primer trimestre de 2013.

Esta misma pauta también se observó en los segmentos de crédito para consumo en el tercer trimestre de 2019, principalmente a causa de la menor solvencia percibida de los prestatarios, y de financiación a las pymes, fundamentalmente debido al empeoramiento de las perspectivas sobre este tipo de sociedades y de la actividad económica en general.

En cualquier caso, a pesar del reducido nivel de los costes de financiación y en un contexto de deterioro de las perspectivas macroeconómicas, la demanda de crédito bancario habría disminuido en todos los segmentos durante la segunda mitad del ejercicio pasado.

Esta evolución de la oferta y de la demanda de financiación bancaria se tradujo en un débil crecimiento de la actividad crediticia durante la segunda mitad de 2019 si bien repuntó algo durante los últimos meses del año.

SE RECUPERA LA ACTIVIDAD HIPOTECARIA Dentro de la financiación a los hogares, las nuevas operaciones de crédito para consumo crecieron a tasas moderadas, si bien se aceleraron en los últimos meses, lo que podría estar relacionado con el periodo de Navidad, mientras que, en el segmento de compra de vivienda, desde agosto, la actividad crediticia se ha recuperado, después de unos primeros meses de adaptación.

La nueva ley hipotecaria, que entró en vigor el pasado mes de junio, ralentizó la formalización de nuevos préstamos hipotecarios debido a la necesidad de adaptación de todos los actores, tanto entidades, como clientes y notarios.

MEJORA LA CALIDAD CREDITICIA El saldo de préstamos de las entidades de depósito calificados como dudosos en septiembre de 2019 se situó en 58.400 millones de euros, lo que supone 13.000 millones de euros menos que un año antes (-18,4%), continuando así la tendencia de descenso de los últimos años. La ratio de dudosos también cayó en este período, desde el 6,2% hasta el 5,1%.

El volumen de dudosos se ha reducido, aproximadamente, un 70% desde su máximo al final de 2013, fecha en la que la ratio de dudosos agregada de los préstamos al sector privado residente alcanzaba el 14%.

Artículos relacionados