Reclama que no se adopten me­didas contra la GMSA por la can­ce­la­ción del Mobile

Álvarez-Pallete, convencido de que la acción de Telefónica recuperará su valor

Defiende la ‘tasa Google’ y dice que es “una ano­malía tri­bu­ta­ria” que había que “subsanar”

Presentación resultados Telefónica.
Álvarez-Pallete, Ángel Vilá y Laura Abasolo, Telefónica.

El pre­si­dente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha lan­zado un men­saje de calma y tran­qui­lidad a sus ac­cio­nistas y a los in­ver­sores ante la mal­trecha co­ti­za­ción de la com­pañía en bolsa. “Creemos que este pro­yecto no está te­niendo re­flejo en la co­ti­za­ción. Estamos con­ven­cidos de que, tarde o tem­prano, la si­tua­ción va a re­ver­tir”, dijo Álvarez-Pallete en la pre­sen­ta­ción de los re­sul­tados de 2019 a la vez que aña­día: “más pronto que tarde, se co­rre­girá. Estamos en la buena di­rec­ción”.

Telefónica llegó a perder en bolsa cerca de un 6% debido a la caída de los beneficios de un 65,7% hasta los 1.142 millones de euros. En el comunicado enviado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la compañía subraya que el beneficio neto incluye unos impactos extraordinarios por valor de 2.432 millones de euros, de los que 1.614 millones corresponden a los gastos de reestructuración de plantilla, especialmente en España.

El máximo ejecutivo de la compañía señaló que las decisiones que están tomando son a futuro y no para tres meses solamente. Además, comentó que lo más fácil sería tomar medidas para relanzar el valor como, por ejemplo, vender la fibra óptica pero no es ni su estrategia ni sería bueno para el grupo, ya que “es la plataforma para el desarrollo de la inteligencia artificial.

Generar valor a largo plazo

Sobre esta dirección de preparar la compañía para la revolución digital que está en marcha se asientan, según Álavarez-Pallete, los cambios que se iniciaron en noviembre pasado, con una transformación profunda de las áreas de negocio, centralizadas en cuatro pilares: España, Reino Unido, Alemania y Brasil.

Las prioridades de la compañía serán generar valor a largo plazo para todos los grupos de interés. Centrados básicamente en los mercados donde el grupo puede ser relevante, en las oportunidades de mayor potencial de crecimiento y en ser más ágiles para acelerar la ejecución y mejorar la eficiencia.

El presidente enmarcó en este proceso de cambio la reestructuración de plantilla que el equipo directivo ha llevado a cabo. “Este nuevo plan es fundamental en este proceso de transformación. La empresa es más fuerte por haberlo hecho. La fibra necesita menos fuerza de trabajo y nos acerca más a la compañía que nos imaginamos. Estamos convencidos de que es bueno para el grupo”, dijo en rueda de prensa.

Pese a las vicisitudes por las que la teleco atraviesa en bolsa, Álvarez-Pallete destacó que 2019 ha sido un año importante para Telefonica pues, según dijo, “hemos crecido en ingresos y demuestra la robustez del grupo. Somos capaces de crecer, mantener un dividendo sólido y reducir la deuda”, añadió.

Reducción de deuda y mantenimiento del dividendo

En este sentido, señaló que el endeudamiento de la teleco se redujo por undécimo trimestre consecutivo, situándose al cierre del ejercicio en los 37.744 millones, lo que supone una reducción del 8,1% respecto al ejercicio anterior. Desde 2016, la deuda se ha reducido en 15.000 millones de euros. La generación de caja libre aumentó un 20,6% en los últimos 12 meses hasta alcanzar los 5.912 millones de euros, el nivel más alto desde 2013 y la inversión en 2019 ascendió a 8.784 millones, un 8,2% más.

El negocio en España continúa al alza, con una facturación de 12.767 millones de euros, un 0,5% más y el Oibda fue de 3.687 millones, un 22% menos por la provisión del plan de bajas de la plantilla.

Respecto al dividendo, ha anunciado una retribución para este año de 0,40 euros por acción en efectivo, pagadero en dos tramos, en diciembre de 2020 (0,20 euros) y en junio de 2021, otros 0,20 euros por título. Para junio de este año, está pendiente el pago del segundo tramo de 0,20 euros correspondiente al ejercicio pasado.

El consejero delegado, Ángel Vilá, centró parte de su intervención en resaltar la fortaleza de los cuatro países en los que Telefónica tiene puesto su futuro. España, donde la compañía sigue creciendo; en Brasil, donde mantienen la mayor cuota del mercado desde 2006; en Alemania donde han vuelto al crecimiento de los ingresos y en el Reino Unido, donde, tal y como comentó, Álvarez-Pallete, por ahora el Brexit no está impactando en la teleco. “De momento, hay poca visibilidad y no vemos por ahora ningún impacto. Estaremos atentos a las negociaciones con la UE durante 2020”.

En cuanto a Hispam, Pallete indicó que la empresa está en proceso de separación legal, jurídica y operativa. La directora general de Finanzas, Laura Abasolo, comentó que estaban preparando la separación financiera y que habían recibido muchas muestras de interés. Según dijo, el proceso llevará varios meses.

Justificación en la tasa Google

En el turno de preguntas, Álvarez-Pallete subrayó que ve con normalidad la decisión del Gobierno de crear un impuesto a determinados servicios digitales como la tasa Google. “Se trata de subsanar una anomalía tributaria, no porque se vaya contra nadie, sino porque el mundo está cambiando. Lo vemos con naturalidad”. En el caso de Telefónica, la compañía destinó 8.700 millones de euros a pagar impuesto en 2019.

Sobre la cancelación del Mobile World Congress (MWC) de Barcelona, lamentó que no haya podido celebrarse la edición de este año y ha incidido en la importancia de que no se adopten medidas contra la GMSA, la organizadora del evento, para garantizar que la feria siga celebrándose en Barcelona. “Tenemos que trabajar para garantizar que la feria de 2012 sea un éxito. Valoramos mucho el esfuerzo que han hecho todas las administraciones. Telefónica ha estado involucrada desde 2006 y lo va a seguir estando”, recalcó.

Álvarez-Pallete recibió una remuneración de 5,371 millones de euros en 2019, lo que supone un 0,57% menos que los 5,402 millones percibidos en 2018, según el informe de Remuneración enviado a la CNMV. De esta cantidad, 1,923 millones de euros corresponden al sueldo fijo y 3,448 millones a retribución variable a corto plazo.

Artículos relacionados