BOLSA

Renta 4 ve al Ibex sobre los 9.100 puntos en 2021

Los ana­listas de Renta 4 Banco se han mos­trado mo­de­ra­da­mente op­ti­mistas con la evo­lu­ción de las bolsas el pró­ximo año. En su in­forme de Estrategia de Inversión para 2021, ela­bo­rado por el Departamento de Análisis, la en­tidad cree que ya se em­pieza a ver la luz al final del túnel a un año ex­tre­ma­da­mente com­pli­cado.

Aunque no hay una bola de cristal para hacer predicciones, la eficacia mostrada por las vacunas contra la covid permite confiar en una gradual recuperación económica a lo largo del próximo ejercicio.

La previsible reducción de los riesgos sanitarios será clave en la progresiva normalización de la actividad económica. Sin embargo, señala Natalia Aguirre, directora de Análisis y Estrategia de Renta 4, el proceso de salida del “túnel será largo y sinuoso, con desaceleración a corto plazo por las restricciones a la movilidad, hasta llegar al uso generalizado de las vacunas, para el que aún persisten algunos retos en términos de distribución o de disposición de la población a vacunarse”.

En este entorno de recuperación a medio plazo, pero de aún complicada evolución en el corto, los analistas ven necesario mantener los estímulos monetarios y fiscales para apoyar dicha recuperación. Esta, en cualquier caso, será heterogénea por países y sectores.

Se empieza ya hablar así de un escenario de tipos de interés cero de carácter permanente que nos conduce hacia el modelo japonés. Este sería un escenario disruptivo e inimaginable, pero es lo que está indicando el mercado de futuros. Eso supondría un cambio de paradigma brutal que supondría la apertura de la veda para comprar renta variable casi a cualquier precio.

Pero eso está aún por ver. Entre tanto, los analistas de la entidad consideran que “no habrá subida de tipos hasta, al menos, 2023 en EEUU, y posteriormente en la Eurozona”. El año que viene se mantendrá así la política monetaria acomodaticia. Continuará la inyección de liquidez, manteniendo o incrementando los estímulos, mientras sea necesario para apuntalar la recuperación y en un entorno de inflación contenida.

En cuanto a políticas fiscales, desde el equipo de analistas de Renta 4 Banco, esperan “que continúen los apoyos, aunque con menor intensidad que en 2020”. En este marco de recuperación económica y de favorables condiciones de financiación cabe esperar también “una recuperación de resultados empresariales en 2021, habiendo visto ya el punto de inflexión en EEUU, que podría concretarse en Europa en los próximos meses, aunque de forma heterogénea por sectores”.

El escenario de represión financiera, provocado por la masiva inyección de liquidez de los bancos centrales y la esperada recuperación de beneficios empresariales, apoyan de este modo la recomendación de la entidad de sobreponderar la Renta Variable frente a la Renta Fija en este año que entra.

Geográficamente, los expertos de la firma muestran su preferencia por Europa frente a EEUU, ante el mayor apoyo monetario, una esperada recuperación más intensa de beneficios empresariales y el componente superior de value/ciclo en los índices europeos.

Destacan también la región Latinoamericana, como potencial beneficiaria de la recuperación del ciclo, las materias primas, la depreciación del dólar y un menor riesgo global.

En el caso concreto del Ibex, Renta 4 Banco baraja un objetivo para 2021 de 9.100 puntos, con el selectivo apoyado por la mejora de la movilidad, la evolución de Latinoamérica, el apoyo del BCE y los Fondos europeos. Es decir, una rentabilidad del orden del 10% en función de cómo acabe el año el selectivo.

Aun a pesar de la visión positiva a medio plazo, “las subidas no estarán exentas de volatilidad, con posibles tomas de beneficios en función de la evolución de la pandemia, las vacunas y los riesgos de corte geopolítico”. En cualquier caso, dichas tomas de beneficios deberían verse limitadas por el apoyo continuado de la liquidez de los Bancos Centrales.

Artículos relacionados