Monitor de Innovación

El gestor del mer­cado de va­lores neo­yor­quino ha co­men­zado a operar con con­tratos fu­turos de la crip­to­di­visa

Bitcoin entra en la Bolsa de Nueva York a trompicones

La co­ti­za­ción de la mo­neda vir­tual está en se­rios apuros

Bitcoins
Bitcoins

El pa­sado día 22 de sep­tiem­bre, el ope­rador del Mercado de Valores de Nueva York (NYSE, por sus si­glas en Inglés), co­menzó a ofrecer la po­si­bi­lidad de in­vertir en Bitcoin. Se de­rrumba así una nueva ba­rrera en el ca­mino de la con­tro­ver­tida crip­to­mo­neda hacia la in­te­gra­ción total en el sis­tema eco­nó­mico mun­dial aun­que, pa­ra­dó­ji­ca­mente, la no­ticia ha coin­ci­dido con una de­pre­sión aguda en su co­ti­za­ción.

Bakkt es el nombre del proyecto tras el nuevo miembro estrella de los parqués. Tras estas siglas se esconde la subsidiaria de moneda virtual de la Bolsa Intercontinental (ICE, por sus siglas en inglés), la empresa matriz del mercado de valores neoyorquino. La iniciativa se puso en marcha en agosto de 2018, aunque ha sufrido algunos retrasos. Los productos disponibles por el momento son contratos a futuro: es decir, los inversores 'apuestan' por los incrementos o desplomes en el valor de Bitcoin.

Aunque la Bolsa Mercantil de Chicago (CME) ya ofrecía este tipo de contratos a futuro desde 2017, en su caso los inversores recibirán el valor de sus activos en dólares cuando expiren los contratos. El proyecto de Bakkt es muy diferente, pues los compradores tendrán la posesión directa de la cantidad de 'dinero virtual' que adquieran, aunque eso sí, tendrán la posibilidad de confiar a Bakkt la guarda y custodia de sus bitcoins.

Un estreno accidentado

El estreno en la bolsa más famosa del mundo ha venido acompañado de quebraderos de cabeza para los poseedores de bitcoins. El pasado 19 de septiembre, la divisa digital recibió un duro 'derechazo' en su cotización, que se desplomó un 3%, situándose por debajo de la barrera psicológica de los 10.000 dólares.

Durante las siguientes jornadas siguió cayendo hasta acumular un descenso de casi el 10%, quedándose al cierre de este artículo (24 de septiembre) en alrededor de 8.500 dólares (7.700 euros).

Pese a la volatilidad de su valor y los muchos sustos que ha dado a sus inversores, los diez años de singladura del Bitcoin han marcado un antes y un después en la manera de entender el dinero. Durante esta década, han surgido muchas otras criptomonedas y sus adeptos cada vez son más, lo que ha hecho que gigantes como Facebook pongan sus ojos en el negocio. Está previsto que Libra, la criptodivisa de la compañía de Mark Zuckerberg, entre en circulación en 2020.

Artículos relacionados