El pe­tróleo es­taba ba­rato to­davía y las re­fi­ne­rías sau­díes fun­cio­naban a plena ca­pa­cidad

Sánchez ve la botella medio llena en la economía gracias al repunte de la exportación

Las ventas al ex­ter­fior man­tu­vieron su ritmo en ju­lio, úl­timo mes pu­bli­cado, antes de la pre­vi­sible re­ce­sión ale­mana

Exportaciones
Exportaciones

Las úl­timas ci­fras sobre el co­mercio ex­te­rior de mer­can­cías, re­la­tivas a julio de 2019, con­firman que la gota fría de la re­ce­sión mun­dial y eu­ropea no había lle­gado a España. Los datos son ex­ce­len­te­mente po­si­tivos que con­fir­ma­rían los de la por­tada de Consejeros: “… y sin em­bargo cre­ce­mos”. El men­saje no es re­tó­rico. En ju­lio, las ex­por­ta­ciones re­gis­traron un in­cre­mento in­ter­anual del 3.8% hasta los 25.287 mi­llones de eu­ros, una cifra ré­cord en el de­cenio y casi un 40% su­pe­rior a los 16.150 mi­llones de julio de 2010.

(Sin duda, el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, veía entonces la economía a favor, antes de la convocatoria de elecciones. Un dayto a tener en cuenta para entender la situación política.)

Las importaciones, por su parte, subieron un 0.6% en julio hasta los 27.773 millones de euros, un 25% más elevadas que en julio de 2010. En resumen: julio 2019 sobre julio 2010, las exportaciones han aumentado en el decenio en 9.000 millones de euros en tanto que las importaciones avanzaron en 7.2 mil millones de euros. La tasa de cobertura exportación/importación fue del 79.6% en julio de 2010 y del 91% en julio de 2019.

En los siete primeros meses del año, las exportaciones avanzaron un 2% sobre el mismo periodo de 2018 en tanto que las importaciones crecieron un 1.5%. También las cifras totales en euros marcan un récord en el decenio. Importaciones: 81,5 mil millones de euros más que en 2010 y exportaciones 120.000 millones mas que en 2010. La tasa de cobertura pasaba de un 78%,enero- julio 2010 hasta un 91% en los primeros 7 meses de 2019. Observamos además que el déficit comercial en enero/julio 2010 fue de 30.915 millones y en enero/julio 2019 ha sido de 17.198 millones de euros.

Maquinaria y bienes de equipo

En estos primero siete meses del año, el sector de maquinaria y bienes de equipo con un 20.5% de las exportaciones totales, continúa ocupando el primer renglón de nuestras ventas al exterior con un incremento interanual del 6.6%; alimentos y bebidas, 16.6% del total, tuvo un incremento interanual del 4.4%; los automóviles tuvieron un descenso interanual en sus ventas del 4.3% pero mantienen la tercera posición con un 15.7% de la exportación. Finalmente el renglón de productos químicos, 14.6% del total, creció un 4.6%.

Las exportaciones a la UE en estos primeros 7 meses representan el 66% de nuestras ventas al exterior con un crecimiento del 1.9%. Las destinadas a la zona euro alcanzan el 52% del total con un crecimiento interanual del 1.6%. El resto de las exportaciones, es decir, un 34%, destinos no comunitarios, crecieron en tasa interanual un 2.3%.

Superávit comercial con la UE

El superávit comercial con la UE, enero/julio, fue de 12.442,5 millones de euros (9.946 millones en enero/julio 2018) y el superávit con la zona euro avanzó hasta los 8.486 millones de euros (5.362 millones en 2018). Con los países no comunitarios los resultados son diametralmente distintos: un déficit de 29.6 mil millones de euros frente a 27.8 mil millones de euros en enero/julio 2018.

Los exportadores regulares (quienes han exportado en 2019 y en cada uno de los 3 años precedentes) ascendieron a 50.220 con un incremento del 2.3% sobre 2.018. No decae el dinamismo de nuestras empresas sino que siguen sumándose nuevos participantes a la actividad exportadora.

En comparación con otras áreas geográficas no salimos bien parados con la UE que registró un incremento de sus exportaciones del 3.7% gracias a los avances de Francia, 4.6% e Italia 3.2%. Sin embargo las ventas alemanas al resto del mundo descendieron en un 1% y en un 1.2% las de Reino Unido mientras que las de EEUU también bajaban un 0.9% y un 4.3% las de Japón.

En cuanto a la distribución de las importaciones los bienes de equipo siguen ocupando el primer puesto, 21.3% del total, con un incremento interanual del 4.1%. Buenas noticias para la capitalización de la economía española y en cuanto a las manufacturas de consumo, un 5.1% de incremento, no deja de ser un reflejo del comportamiento expansivo en el gasto de las familias españolas.

Desequilibrio con China

La distribución geográfica sigue marcando un fuerte y creciente desequilibrio con Asia y más concretamente con China. Nuestras ventas en los 7 primeros meses a China avanzaron un 0.7% mientras las compras crecían en un 13.1%. En cifras: ventas españolas por valor de 3.665 millones de euros y compras por un valor de 16.914 millones de euros, un déficit, en definitiva, de 13.249 millones, lo que representa el 77% del déficit total de 17.198 millones de euros. Un déficit creciente el registrado con China que será difícil de compensar por mucho que creciesen las ventas del jamón o de otros derivados del cerdo.

En resumen: unas excelentes cifras de comercio exterior para julio y razonablemente buenas para los primeros 7 meses del año pero sin olvidar que el valor de las importaciones ha estado corregido por los menores precios del petróleo y que la economía europea todavía no daba señales de desfallecimiento.

Desde el punto de vista político, y con elecciones convocadas para noviembre por Sánchez, son sin duda, dos factores favorables sujetos a una corrección a lo largo del segundo semestre y sin contabilizar los daños sufridos en la agricultura de exportación como consecuencia de las inundaciones en nuestra huerta mediterránea.

Artículos relacionados