LA SEMANA BURSÁTIL

La rotación de carteras insufla un cierto optimismo en la bolsa española

El goteo com­prador se aleja de las em­presas que más han subido y se orienta a las que ofrecen po­ten­cial

ibex
ibex

A lo largo del mes de sep­tiembre se viene ob­ser­vando un in­cre­mento de la ro­ta­ción del di­nero que sale de los va­lores más al­cistas en el acu­mu­lado del año hacia aque­llas com­pañías ex­ce­si­va­mente cas­ti­gadas a pesar de sus ex­ce­lentes fun­da­men­ta­les. Eso está im­pul­sando un mayor equi­li­brio y una mayor con­fianza en los mer­cados que está ace­le­rando las subidas tras un mes de agosto de gran ner­vio­sismo.

Al calor de este movimiento, el Ibex 35 ha logrado superar la barrera de los 9.100 puntos con un alza del 1,6% en la última semana. Un goteo comprador que sitúa al selectivo de nuevo en los niveles previos a las vacaciones estivales. Ahora queda por ver si continúa el proceso de recuperación hacia los 10.000 puntos o si se vuelve a entrar en la fase lateral entre los 9.000 y los 9.400 puntos de la primavera, una opción que cobra fuerza atendiendo a la dinámica actual de la Bolsa.

A muy corto plazo parece descartarse una recaída del mercado gracias a las medidas anticrisis adoptadas por el Banco Central Europeo, que prácticamente ha gastado todas sus balas en la recámara. Ahora, la pelota ha pasado al tejado de la Reserva Federal. Los ligeros síntomas de debilidad en las cifras del último informe de empleo y la mayor presión de la inflación subyacente, junto con las exigencias de Trump para lograr una economía más competitiva, pueden ayudar a vencer las reticencias de los miembros del comité abierto de la Fed de cara a un nuevo recorte de tipos tras el aplicado en julio.

Una posibilidad que estaría dando argumentos a los operadores para seguir tomando posiciones en la renta variable, especialmente en la americana, aunque las rentabilidades son cada vez más ajustadas.

En Europa, entre tanto, los bancos empiezan a levantar cabeza poco a poco, muy pendientes de la caída de la rentabilidad de los bonos tras la decisión del BCE de ampliar su programa de compra de estos activos.

También está reaccionando con fuerza el sector de las telecomunicaciones, liderado por la recuperación de Telefónica tras el excesivo e injustificado ajuste sufrido en los últimos meses. Todo ello en detrimento de energéticas y constructoras que han estado llevando la voz cantante en las últimas semanas.

Los expertos, sin embargo, temen que esto no sea más que un espejismo a corto plazo, pues sobre los mercados todavía rondan negros nubarrones. El principal a corta plazo está en el Brexit, cuyo limite está fijado, de no darse una nueva prórroga en el último minuto, para el 31 de octubre. Tampoco conviene olvidar la guerra comercial entre China y Estados Unidos, ahora apaciguada a la espera de la nueva ronda de negociaciones.

Calendario semanal de Bolsa

La reunión de la Reserva Federal centrará la atención de los inversores en una semana marcada por los datos de producción industrial, confianza e inflación en las principales economías mundiales.

La sesión de hoy lunes arrancará con los datos de ventas al por menor y producción industrial en China, mientras que desde EEUU llegará el índice de la Fed de Nueva York.

El martes, las miradas se centrarán en Europa en el índice de confianza empresarial del instituto económico alemán ZEW y en EEUU en los datos de producción industrial, utilización de la capacidad y la confianza constructora NAHB.

Más cargada de citas importantes llegará la agenda financiera del miércoles. Este día se espera la balanza comercial de Japón, el IPC del Reino Unido y la zona euro, así como los permisos de construcción y construcción de nuevas viviendas. Pero la cita más relevante será con la Reserva Federal. Los expertos esperan nuevos estímulos después de que el Banco Central Europeo pusiera toda la carne en el asador la semana pasada. La decisión, sin embargo, se conocerá con los mercados europeos ya cerrados.

En la sesión del jueves se recogerá el impacto de la Fed, pero los inversores deberán estar muy atentos a los datos de venta al por menor en el Reino Unidos y a la reunión del Banco de Inglaterra. pendiente de los efectos del Brexit en la economía británica, Este día además se reunirá también el Banco de Japón. En EEUU se darán a conocer el índice de la Fed de Filadelfia, la venta de viviendas de segunda mano y, los más importante, el índice de indicadores que permite anticipar la evolución de la principal economía del mundo.

La última jornada bursátil de la semana, tercer viernes del mes, vendrá condicionado vencimiento de derivados, pero además se dará a conocer el IPC de Japón y la confianza consumidora en la zona euro.

Artículos relacionados