Monitor de Latinoamérica

Se trata de la obra más em­ble­má­tica del plan de in­fra­es­truc­turas de Colombia

La dura batalla española por el metro de Bogotá

Sacyr y CAF, FCC y Acciona optan a una li­ci­ta­ción que ha aban­do­nado OHL

Bogotá
Bogotá

Cuatro em­presas es­paño­las, Sacyr, FCC, Acciona y CAF, si­guen en liza para ha­cerse con la li­ci­ta­ción del metro de Bogotá, uno de los con­tratos más go­losos en este tipo de in­fra­es­truc­tura en curso de ad­ju­di­ca­ción en Latam y una de las obras más am­bi­ciosas de Colombia. Todas con­fían no sólo en su pro­puesta téc­nica pre­sen­tada, sino en el plus que puede añadir la ex­pe­riencia que las es­pañolas acu­mulan en la eje­cu­ción de me­tros en el área. Los 5 con­sor­cios en liza están cons­ti­tuidos por 18 firmas de China, España, Corea del Sur, Colombia, Holanda, Italia, México y Alemania.

Días atrás, Empresa Metro de Bogotá anunció que quedan 5 grupos precalificados para la licitación de la Línea 1, de la que se ha retirado el formado por la española OHL, Andrade Gutiérrez, Camargo Correa y CCR. Tras la apertura el 28 de junio del proceso internacional, las firmas que optaban al concurso pudieron conocer, más allá del proyecto, los detalles de las obligaciones y reparto de riesgos Estado-contratista. Las ofertas definitivas se presentarán el 24 de septiembre y la adjudicación se anunciará previsiblemente el próximo 21 de octubre.

Pugnan por ganar el contrato de la obra, una de las “joyas de la co¬rona” del plan de in¬fra¬es¬truc¬turas de Colombia, que asciende a 12,9 billones de pesos (3.196 millones de dólares) los consorcios Unión Metro Capital, integrado por las españolas Sacyr y CAF, la surcoreana Hyundai E&C y la colombiana Stoa; el Consorcio Sunrise, formado por Acciona, la holandesa Impreglio International y las italianas Ansaldo e Hitachi Rail; el Consorcio Metro de Bogotá (FCC y las mexicanas Carso y Promotora del Desarrollo de América Latina); Apca Transmimetro (las chinas Harbour y Xi'An Metro) y APCA Metro Capital, integrado por las mexicanas Controladora de Operaciones de Infraestructura e ICA, además de PowerChina, la alemana Siemens y la holandesa Strukton.

El ganador de la licitación ejecutará las obras de la Línea 1, suministrará los trenes, equipos y financiación parcial de las inversiones y operará el metro 20 años. Bogotá, con una población de 8 millones es la única gran ciudad de Latam que aún tiene metro y el Gobierno y las autoridades prevén que su construcción dure ocho años. La Línea 1 tendrá 16 estaciones y 23,9 kilómetros, con capacidad para transportar más de un millón de pasajeros/día.

La ambición de las firmas españolas por el metro de Bogotá no sorprende. No sólo por lo atractivo del contrato, sino porque su amplia experiencia en este tipo de obras. En los últimos años diversos países de la región han licitado contratos para líneas de metro y en muchos de los casos han sido consorcios participados y/o liderados por españolas los que han resultado ganadores.

La pasada primavera, FCC anunciaba haber finalizado la línea 2 del metro de Panamá (21 kilómetros y 16 estaciones). FCC ya había construido la emblemática Línea 1 del Metro de Ciudad de Panamá, acabada en 2014, la primera línea de metro en Centroamérica. En la región, la firma, que tiene a su cargo la conexión metro de Panamá-aeropuerto por 90 millones, ejecuta actualmente la línea 2 y el ramal línea 4 del metro de Lima: FCC en consorcio con ACS se adjudicó en 2014 la Línea 2 del Metro de Lima, contrato de 4.000 millones de euros. En Panamá, FCC-Grupo Carso, Acciona (aliada con Power China) y OHL (asociada a Mota Engil) y otros cuatro grupos, en los que figuran firmas chinas y la italiana Astaldi, com¬piten por la Línea 3 del metro ca¬pi¬ta¬lino.

Sacyr se adjudicó en 2018, junto a Ferreira Guedes, el desarrollo de parte (fase 1) de la Línea Este del Metro de Fortaleza (Brasil), con un presupuesto de 350 millones de euros. Sacyr cuenta con larga experiencia en el mercado brasileño, en el que también ha desarrollado proyectos de metro en Sao Paulo. Acciona, por su parte, logró en 2015 las obras de la Línea 1 del metro de Quito (1.538 millones de dólares) y espera que comience su funcionamiento público en el primer semestre de 2020. Presente en Brasil con proyectos en varias ciudades, y en Chile, Acciona participa en la construcción del metro de Medellín, proyecto en el que CAF suministra vagones y ciudad en la que OHL logró el tranvía.

Este 2019, OHL presente en el metro de Santiago de Chile, se adjudicó un nuevo tramo del proyecto de ampliación de la Línea 3 del metro de esa ciudad por un importe de 32 millones de euros. Y, en mayo, el consorcio integrado por OHL (España) y Mota-Engil (Portugal) fue declarado virtual ganador de la licitación para gestionar la extensión del proyecto de la Línea 1 del Metro de Panamá, al obtener la mejor evaluación. Además de OHL y Acciona, Ferrovial, FCC y Ossa ejecutan líneas y obras en el Metro de Santiago de Chile. CAF, por su parte, ha suministrado trenes a la Línea 1 del Metro de Ciudad de México y al de Monterrey, además de entregar convoyes para el tren Toluca-México, destinado a ser el primer AVE del país. CAF, además ha participado y participa en proyectos de metro en Ecuador, Argentina, Chile y Venezuela.

Artículos relacionados