A pesar del rally, Goldman Sachs la man­tiene entre sus va­lores eu­ro­peos fa­vo­ritos

Ferrovial supera el cansancio bursátil y pulveriza máximos históricos

El mer­cado aplaude la es­tra­tegia del grupo a la es­pera de la venta del área de ser­vi­cios

Ferrovial
Ferrovial

Ferrovial ha ini­ciado el se­gundo se­mestre del año en bolsa de la misma forma que acabó el pri­mero: a toda ve­lo­ci­dad. Pero si cuando em­pezó el ejer­cicio el grupo partía desde los 17 euros des­pués de un 2018 de perfil bajo, ahora sube para pul­ve­rizar má­ximos his­tó­ri­cos. Los in­ver­sores y los ana­listas si­guen seña­lando a la com­pañía como uno de los va­lores más atrac­tivos tam­bién para esta se­gunda mitad de un ejer­cicio his­tó­rico para el grupo.

Tras unos días de titubeos por debajo de los 23 euros por acción, Ferrovial ha salido disparada de nuevo como un cohete. Ha subido de forma ininterrumpida en las últimas seis sesiones y ya ha probado las mieles del nivel desconocido de los 24 euros. Una zona cercanísima ya al precio objetivo medio previsto por los analistas, pero que según los expertos no debería sería óbice para ver nuevas subidas en la compañía.

"El mercado siempre ha ido por detrás de la cotización. Cuando empezó el año, las casas de análisis pensaban que Ferrovial no valía más de 22 euros. Pero el rally de la acción les ha obligado a ajustar sus previsiones sobre la marcha. No me extranaría que la compañía vuelva a superar de largo sus previsiones, aunque lo normal que es por el camino se produzcan algunas correcciones lógicas", señalan en uno de los grandes 'broker' españoles.

En plena ruptura de niveles desconocidos, Ferrovial sigue recabando el apoyo de las grandes firmas. Aunque sube cerca de un 40% este año, Goldman Sachs ha mantenido al grupo español en su lista de valores europeos favoritos. Y, en general, las recomendaciones de compra superan el 70% frente a un insignificante 3% de consejos de venta. Por lo tanto, nadie quiere quedarse fuera de la potencial subida de la compañía.

Mientras, el mercado espera novedades sobre la venta de la división de servicios, que se ha convertido en uno de los grandes catalizadores de la subida bursátil de este año porque reducirá sensiblemente el nivel de endeudamiento de la compañía hasta niveles ligeramente superiores a las 2 veces. La división está valorada en alrededor de 2.500 millones de euros y hasta cuatro fondos pujan por un aréa que ha disparado el interés de los potenciales compradores.

Una operación que se puede ver acelerada tras el reciente acuerdo entre la compañía y el Ayuntamiento de Birmingham para, a cambio de un pago de 240 millones de euros, resolver el contrato de rehabilitación y mantenimiento de distintas infaestructuras de la ciudad que se había convertido en un dolor de cabeza para la compañía. El mercado está premiando la estrategia de reducción de riesgos en el Reino Unido a la espera de que se clarifique el cómo y el cuándo del 'Brexit'.

"La bolsa está recogiendo la posibidad de que Ferrovial dé una sorpresa positiva con los resultados del segundo trimestre", señalan fuentes bursátiles. El grupo presentará sus cuentas el próximo 30 de julio. Hasta marzo Ferrovial perdió 98 millones de euros. La compañía tuvo que realizar una provisión de 345 millones por las demoras acumuladas en las construcción de dos autopistas en Estados Unidos. Pero a cambio las ventas crecieron un 7,2%.

Artículos relacionados