LA SEMANA BURSÁTIL

El horizonte se enturbia

El pa­no­rama de los mer­cados de va­lores es­pañoles y eu­ro­peos se ha vuelto a en­tur­biar de forma pe­li­grosa en las úl­timas se­manas a raíz de las ten­siones ge­ne­radas por el re­cru­de­ci­miento de la guerra co­mer­cial, que sal­pica ahora otra vez a México a cuenta de la in­mi­gra­ción.

El índice Ibex 35 ha cerrado con una caída del 1,9% el cómputo global de las cinco últimas sesiones para saldar el mes de mayo con un descenso del 6%, reduciendo a menos de la mitad las ganancias acumuladas en la recta inicial del año.

El selectivo ha salvado los 9.000 puntos por la mínima, pero poniendo en riesgo importantes niveles de soporte. De no encontrar suelo en esta zona podría abrirse un nuevo gap a la baja con el punto de mira en torno a los 8.500 puntos. Una situación similar al resto de plazas europeas y americanas, aunque en el caso de Wall Street el ajuste parece menos relevante al venir de zona de máximos.

Los mercados norteamericanos, además, tienen a favor una buena racha de indicadores con unas cifras de crecimiento por encima del 3% que está afianzando la confianza de los consumidores. Algo que no está pasando en Europa, condicionada además por una ligera aceleración de las presiones inflacionistas tal y como viene reflejando el agregado monetario M3.

El mal momento actual del mercado, sin embargo, tiene su principal fuente en la continua presión arancelaria global provocada por la Administración Trump. Esta presión ha traído como consecuencia un desplome muy por encima de lo previsto de la actividad de las fábricas chinas en mayo. El PMI manufacturero oficial bajó en el quinto mes del año al nivel de 49,4, desde 50,1 en abril, provocando fuertes retrocesos en las bolsas asiáticas y acentuando las caídas en el resto de plazas.

Este mal dato, creen los analistas, forzará a las autoridades chinas a incrementar las medidas de fomento del crecimiento para estabilizar la economía y revitalizar la economía interna y, al tiempo, debería aflojar su postura en las conversaciones en su enfrentamiento comercial con EEUU. Las cesiones de China, aunque todavía cuenta con muchas bazas a su favor como la deuda norteamericana o las exportaciones de tierras raras, sería la única esperanza de los mercados a corto plazo.

Entre tanto, el precio del crudo sigue también en caída libre, el barril de Brent ya se paga a menos de 65 dólares, lo cual refleja la caída del consumo ante los temores a un nuevo proceso recesivo global.

Calendario semanal de Bolsa

En este escenario, cobran especial relevancia los indicadores de actividad que se publicarán esta semana a una y otra orilla del Atlántico, así como los informes de coyuntura económica y de empleo que llegarán desde EEUU.

Así las cosas, la sesión de este lunes se presenta muy intensa con los datos de PMI manufacturero en China, zona euro, Reino Unido y EEUU. En este último país se publicarán además los gastos de construcción.

La sesión del martes vendrá marcada por las cifras de inflación (IPC) y empleo en la zona euro, mientras que al otro lado del charco los más destacado serán los pedidos de bienes duraderos.

La agenda financiera internacional del miércoles viene bastante cargada de citas importantes. En España se publicará las cifras de producción industrial y el PMI del sector servicios. En la zona euro, además del PMI se dará a conocer también las ventas al por menor y los precios de producción. En EEUU, junto al PMI del sector servicios, se espera también la encuesta privada ADP de creación de empleo y, sobre todo, el Libro Beige que servirá para conocer el estado de salud de la economía norteamericana.

El jueves, la atención se centrará en el PIB de la zona euro, con una notable preocupación por su debilidad, pero también se conocerán los datos norteamericanos de costes laborales y productividad, así como la balanza comercial.

La primera semana bursátil del mes de junio se cerrará el viernes con los indicadores de producción industrial y balanza comercial en Alemania, así como con los créditos al consumo, los inventarios al por mayor y, lo más importante, el informe de empleo en EEUU, cuya tasa de paro hace años que se mantiene en zona de pleno empleo.

Artículos relacionados