FUSIONES BANCARIAS

El pre­si­dente re­cuerda que en su plan es­tra­té­gico no se prevé un cambio de pe­rí­metro

Goirigolzarri deja abierta una fusión Bankia-Sabadell al ser ambos bancos cotizados

Pero el ban­quero re­calca que en su plan es­tra­té­gico no se prevé un cambio de pe­rí­metro

Jose Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia
Jose Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia

El pre­si­dente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha vuelto a des­cartar que haya al­guna apro­xi­ma­ción al Sabadell de José Oliu para ce­rrar la fu­sión de los dos gru­pos, pero ha re­co­no­cido que pueda pro­du­cirse al ser dos bancos co­ti­zados si cam­bian las con­di­ciones del mer­cado. Goirigolzarri man­tiene los ob­je­tivos de su plan es­tra­té­gico pese a los tipos de in­terés ne­ga­tivos y, sobre todo, que en su hoja de ruta no se prevé un in­cre­mento del pe­rí­me­tro.

"El río sonará, pero no lleva agua", ha afirmado tajante el presidente de Bankia ante los informes y noticias que vuelven a situar al grupo nacionalizado en una posible fusión con el Sabadell. Eso sí, José Ignacio Goirigolzarri ha reconocido que al tratarse de dos bancos cotizados podría haber alguna aproximación si cambian las condiciones de los mercados.

Goirigolzarri se ha mostrado firme en el cumplimiento de su plan estratégico en el que, tras la integración de BMN, no se prevé un incremento del tamaño mediante operaciones corporativas.

En este sentido, y durante su exposición en el curso de la APIE en Santander, el presidente de Bankia ha repasado las falta de estímulos regulatorios para que no se hayan producido fusiones paneuropeas, mientras que las operaciones domésticas ofrecen mayores sinergias.

El presidente de Bankia también ha criticado la presión regulatoria que sufren los bancos europeos ya que les perjudica en su cotización bursátil, a diferencia de la revalorización de los bancos americanos.

No obstante, y no por ser de Bilbao, José Ignacio Goirigolzarri ha descartado que tenga miedo a que los bancos americanos puedan aprovechar esa situación para comprarse alguna entidad europea, ya que la mayoría son bancos de inversión que no necesitan acometer esas operaciones. Y sobre los bancos comerciales estadounidenses, considera que no son de temer ya que "no saben viajar y son muy domésticos".

Requisitos iguales

El presidente de Bankia prevé que en dos o tres años se haga una regulación igualitaria para que los bancos y los nuevos actores que pretendan abordar el mercado financiero, sobre todo las Big Tech, puedan competir en igualdad de condiciones. "La competencia es buena siempre que juguemos con las mismas reglas", ha indicado.

De manera paralela, Goirigolzarri también ha reclamado que se fijen "de manera clara las reglas de capital" y así evitar la constante exigencia de mayor solvencia a los bancos. En este sentido, ha enfatizado que su modelo de negocio es generador de capital.

José Ignacio Goirigolzarri ha declinado pronunciarse sobre la hipótesis de que en el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez haya ministros de Podemos que abogan por una banca pública en torno a Bankia, sobre todo. El banquero siempre ha criticado ese modelo de banca pública por el que abogan algunas formaciones políticas

Artículos relacionados