La ratio prés­tamo sobre valor de la vi­vienda cae cinco puntos en tres años y el plazo se re­duce hasta los 15

Casas con menos deudas: el hipotecado se ajusta el cinturón

El im­porte medio de los prés­tamos hi­po­te­ca­rios se ha re­du­cido en un 13,38% en los úl­timos tres años

Vivienda
Vivienda

Una de las graves con­se­cuen­cias que ha pro­du­cido la gran crisis eco­nó­mica re­ciente ha sido el em­po­bre­ci­miento de las clases me­dias. El mer­cado de la vi­vienda cons­ti­tuye uno de los prin­ci­pales ba­ró­me­tros sobre el es­tado de salud de las eco­no­mías do­més­ticas y el im­porte medio de los prés­tamos hi­po­te­ca­rios es un re­flejo inequí­voco de ello. El mon­tante medio de los prés­tamos para ad­qui­si­ción de vi­vienda ha des­cen­dido de forma con­si­de­rable en los úl­timos tres años, de un 13,38%, según laA­so­cia­ción Hipotecaria Española (AHE). El año pa­sado, este des­censo se situó en el 5,55%.

En la caída del valor medio del conjunto de créditos hipotecarios ha jugado un papel decisivo el proceso de desendeudamiento que han llevado a cabo los hogares en los últimos diez años. En este decenio, las familias han reducido su endeudamiento en nada menos que 200.000 millones de euros, hasta situarlo en los 700.000 millones.

Resulta significativo el hecho de que mientras entre los años 2015 y el cierre del pasado ejercicio, el número de préstamos se ha incrementado desde los 5,38 millones hasta los 5,72 millones, el importe medio de las operaciones vigentes ha registrado ese descenso desde los 99.353 euros del cierre de 2015 hasta los 86.054 euros de finales del año pasado.

En 2017, este indicador se había situado en los 91.111 euros de importe medio. Los datos de la AHE señalan que el plazo medio se ha reducido en los últimos tres años desde los 16,3 años hasta los 15 del final de 2018.

Préstamo sobre valor de la vivienda

La ratio préstamo sobre el valor de la vivienda se ha reducido en el mismo periodo desde el 62,2% de 2015 hasta el 57,4% del año pasado. Este es un indicador muy importante, porque constituye una de las referencias barómetro de cuando el mercado se encuentra funcionando por encima de sus posibilidades.

Durante la última burbuja inmobiliaria, los bancos llegaron a financiar hasta el 100% de las viviendas saltándose una regla no escrita respetada durante décadas, que establecía un máximo del 60%, que es lo que se considera como la capacidad de pago de un cliente que puede llegar a pagar un cliente.

Dato significativo dado a conocer por la AHE es la cartera hipotecaria según el importe del préstamo. El 68,7% son préstamos hasta 200.000 euros y el peso de este tipo de créditos se ha incrementado en más de seis puntos en los últimos tres años. Las operaciones entre 200.000 euros y un millón suponen el 18,8%, mientras los préstamos de más de un millón de euros suponen el 12.5% de la cartera hipotecaria.

Según el plazo, los préstamos a más de cinco años suponen el 66,2% de la cartera, mientras los comprendidos entre uno y cinco años representan casi una de cada cuatro operaciones, con el 24,3% los préstamos a muy corto plazo, a doce meses, representan el 9,5% de la cartera.

Artículos relacionados