BOLSA

Rovi, demostración de confianza

Rovi acu­mula dos años y medio ex­cep­cio­nales en Bolsa, en los que casi ha du­pli­cado su precio al pasar de algo menos de 11 euros por ac­ción a marcar má­ximos his­tó­ricos sobre los 19,5 eu­ros. Una só­lida ten­dencia al­cista que está lejos de llegar a su fin.

Si el grupo cerró 2018 con unos excelentes resultados, el benefició rondó los 18 millones de euros, en el arranque del nuevo curso está superando todas las previsiones. Entre enero y marzo ha ganado a 6,9 millones de euros, apenas un 1% más respecto a igual período del año anterior, pero los ingresos operativos han crecido un 8%, por encima de los 82 millones de euros gracias a su división de especialidades farmacéuticas, y el Ebitda se ha elevado un 17% tras rozar los 12 millones de euros.

Una positiva evolución que ha permitido al laboratorio elevar sus expectativas de crecimiento de ingresos de un dígito medio/alto a un doble dígito bajo pese a las previsiones de menores márgenes y mayores costes de las materias primas. Una actualización motivada por la favorable evolución del compuesto Bemiparina en España y a las buenas perspectivas de ventas del biosimilar de enoxaparina.

Esta solidez ha animado en estos días a la familia López-Belmonte, máximos accionistas de Laboratorios Farmacéuticos Rovi, a refrendar su confianza en el modelo de negocio y en las perspectivas de futuro, ampliando su participación en el capital social de la compañía. En concreto, Nobel Inversiones, vehículo de inversión de la familia, ha elevado su participación en Rovi hasta el 63,107%, pasando a controlar de forma directa un total de algo más de 35,38 millones de acciones.

Artículos relacionados