BOLSA

Cargada de incertidumbres

Conforme se agota la tem­po­rada de re­sul­tados co­rres­pon­diente al primer tri­mes­tre, se di­fu­minan tam­bién todas las es­pe­ranzas de con­ti­nuidad del re­bote al­cista de prin­ci­pios de año.

El balance general ha sido bastante positivo, pero las tensiones comerciales han contrarrestado cualquier efecto favorable sobre el mercado.

En este nuevo escenario, el índice Ibex 35 ha cedido un 1,14% en el cómputo global de las cinco últimas sesiones deslizándose por debajo de la cota de los 9.200 puntos. De momento, la presión bajista no parece ir más allá. Incluso se ha pasado por alto la nueva crisis en el Reino Unido con la dimisión de su Teresa May, incapaz de salir del atolladero del Brexit.

Los datos macro, especialmente los de actividad y confianza, tampoco están ofreciendo grandes sorpresas, lo cual vaticina la entrada del mercado en otro largo y tortuoso proceso lateral a la espera de una solución definitiva a la guerra comercial o cualquier otra referencia que ayude a sacar del mercado de la atonía actual.

En este tira y afloja, los más pesimistas van ganando adeptos. Eso se refleja en el paso atrás en los precios del crudo. Aunque en ello ha tenido bastante que ver el aumento de las reservas norteamericanas, en el mercado se empieza a difundir el temor a una posible corrección de la demanda debido a la incertidumbre generada por el conflicto comercial. El precio del barril de Brent se ha hundido así hasta los 68 dólares, invirtiendo la tendencia alcista de las últimas semanas.

Esta caída tiene notables aspectos preventivos, pero si los indicadores económicos pasan a mostrar cierta debilidad en los próximos días y semanas podría producirse un rápido contagio a la renta variable.

Calendario semanal de Bolsa

De este modo, los indicadores económicos de los próximos días cobran especial importancia, entre los que destacan los datos de confianza a una y otra orilla del Atlántico. Atención también al ritmo de crecimiento de la economía norteamericana, pendiente ahora de las exportaciones de tierras raras de China, indispensables para los dispositivos tecnológicos.

El arranque de la semana, en este sentido, será bastante incierto, pues la única referencia relevante de este lunes serán las ventas al por menor en Alemania.

La sesión del martes se presenta mucho más movida con los datos de confianza previstos en Alemania, Francia, la zona euro y EEUU. En la zona euro se conocerá además al agregado monetario M3, dinero en manos del público, muy seguido por el BCE para comprobar las presiones inflacionistas.

Para el miércoles apenas se esperan datos relevantes, lo más destacado será el índice hipotecario MBA en EEUU.

Algo más cargada de citas vendrá la agencia financiera internacional del jueves. Este día, en España se esperan las ventas minoristas y el indicador adelantado de inflación del mes de abril, mientras que en EEUU se publicará las ventas pendientes de compra y la segunda revisión del PIB del primer trimestre. La economía norteamericana debería estar creciendo a un ritmo del 3,2%, según las estimaciones, y cualquier cifra que se aleje podría provocar fuertes alteraciones en el mercado.

La semana y el mes bursátil se cerrarán el viernes con importantes referencias de actividad y empleo en china y Japón. En el Reino Unido se espera la confianza consumidora. Alemania, por su parte, ofrecerá cifras de inflación. Las miradas, sin embargo, se centrarán en EEUU desde donde llegarán los ingresos y gastos personales, el IPC, y el índice de confianza de la Universidad de Michigan.

En cuanto a los resultados empresariales, los últimos de la temporada, el miércoles se conocerán los resultados de Aedas Homes, Grupo San José y Prim.

Artículos relacionados