Los ex­pertos creen que está des­con­tado el es­ce­nario de mayor in­cer­ti­dumbre

Los fondos encienden la Bolsa antes de las elecciones y elevan la contratación

La bolsa es­pañola es­pera en má­ximos del año unos co­mi­cios que pe­sarán más a medio y largo plazo

Bancos en la Bolsa
Bancos en la Bolsa

La bolsa es­pañola afronta con apa­rente tran­qui­lidad las elec­ciones del 28 de abril. Inversores y ana­listas hace mucho tiempo ya que des­con­taron un re­sul­tado de enorme di­fi­cultad para formar Gobierno y no se han de­jado im­pre­sionar por la cer­canía de los co­mi­cios. El Ibex es­pera en má­ximos de 2019 y por en­cima de los 9.500 puntos una cita cuya cer­canía está ele­vando sig­ni­fi­ca­ti­ca­ti­va­mente las ci­fras de con­tra­ta­ción. Todo hace in­dicar que, a muy corto plazo, man­dará la tran­qui­lidad en el par­quet.

"De momento, los inversores extranjeros han dejado las elecciones en un segundo plano. Nadie duda de que, al final, habrá un gobierno comprometido con Europa y con la ortodoxia económica. Y mientras la economía española mantenga la alegría en un entorno de desaceleración en toda Europa, la bolsa no tendrá mucho que perder", señala un gran gestor nacional que destaca que el nivel de actividad ha crecido sensiblemente en la última semana.

Efectivamente, la contratación se ha reactivado en el mercado en los últimos días. Frente a la enorme atonía de las dos primeras semanas de abril, cuando se movían casi siempre menos de 2.000 millones de euros en acciones al día, la cifra ha crecido por encima de los 3.000 millones en la tercera. Un salto que tiene que ver con las tomas de posición de los fondos que han querido subirse a un tren en marcha de seis subidas suaves consecutivas hasta los 9.580 puntos.

"Hay sectores como el bancario en el que ya no había nada peor que cotizar. Había tocado fondo otra vez en marzo, y está en pleno rebote. No es que los inversores crean que hay una gran subida por delante, pero muchos sí quieren engancharse al rebote a la vista de que la inminencia de las elecciones no asusta. No creo que el avance vaya a ser de larga duración, pero tampoco veo riesgo de un gran retroceso desde los actuales niveles", señalan en un 'broker' extranjero.

De hecho, la subida del Ibex 35 es de lo más moderada en comparación con el resto de grandes índices. La semana pasada subió sensiblemente menos que el EuroStoxx 50 europeo o que otros grandes índices del Viejo Continente como el DAX alemán o el CAC 40 francés. Y en el año, sólo supera en ganancias al FTSE de Londres. Por lo tanto, aún tendría margen respecto a sus grandes referencias para consolidar unas ganancias de doble dígito este año, pero discretas según las comparaciones.

Los grandes bancos de inversión internacionales están teniendo mucho que ver en el buen momento del Ibex 35. La inmensa mayoría de los mensajes de los analistas sobre los comicios son tranquilizadores. Van en la dirección de que sea cual sea el color del nuevo Gobierno, no se sobrepasarán las líneas rojas que podrían poner en peligro el proyecto europeo. Descontado que el peso de los partidos más radicales será muy limitado, los analistas internacionales están apostando por la estabilidad.

"Ahora hay otros temas generales más importantes", señala un analista nacional que cree que los mercados van a estar mucho más pendientes las novedades sobre el Brexit, de las negociaciones entre Estados Unidos y China, de una temporada de resultados que va a resultar decisiva para que las bolsas pueden seguir subiendo a uno y otro lado del Atlántico y de la evolución de los datos macro en Europa. Los últimos de actividad en Alemania, Francia y la Eurozona no han sido alentadores.

Con estas cartas sobre la mesa, el mercado español subirá el último peldaño hasta las elecciones sabiendo que el escenario más complejo ya está descontado. Ya habrá tiempo para la preocupación si la situación política se bloquea y/o se confirma que la economía española también empieza a sufrir de lo lindo. Pero de momento manda el rebote y la esperanza de consolidar un buen año en bolsa tras el tremendo golpe de 2018.

Artículos relacionados