Unicaja propondrá a sus accionistas distribuir un dividendo de 0,038 euros por acción, un 76% más

Unicaja
Unicaja

El consejo de administración de Unicaja Banco propondrá a la junta de accionistas que se celebrará el próximo 25 de abril la distribución de 61,01 millones de euros en dividendos, es decir, 0,038 euros por título, un 76% más que lo abonado con cargo al año anterior, según ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En concreto, la junta votará la aprobación de la propuesta de aplicación del resultado correspondiente al ejercicio 2018, en el que el grupo Unicaja Banco obtuvo un beneficio neto de 153 millones de euros en 2018, lo que supone un aumento del 10,2% respecto al ejercicio 2017.

En total, se destinarán 20,01 millones de euros a reserva legal, 118,49 millones a reservas voluntarias, 600.000 euros a reserva de capitalización Ley 27/2014 y 61,01 millones de euros al pago de dividendos previsiblemente el próximo 10 de mayo.

Durante la presentación de resultados, la entidad comunicó que la calidad del balance y los niveles de solvencia le permitirían considerar someter a aprobación, en la próxima junta general ordinaria de accionistas, una propuesta de distribución de un dividendo en efectivo del 40% del resultado neto del grupo, anticipando dos años la expectativa prevista para 2020 en la salida a Bolsa.

Esto supondrá, como finalmente va a proponerse, distribuir al conjunto de los accionistas un importe de dividendo en efectivo de 61 millones de euros, frente a los 34,6 millones de euros repartidos con cargo al resultado del ejercicio 2017, y que equivaldrá a 0,038 euros por acción, frente a 0,021 euros abonados con cargo al resultado del ejercicio anterior, lo que representa un incremento del 76%.

La junta de accionistas también deberá aprobar las cuentas anuales y el informe de gestión de Unicaja Banco y de su grupo consolidado, así como el estado de información no financiera, la gestión del consejo de administración durante el ejercicio 2018 y el informe anual sobre las remuneraciones de los consejeros.

UN CONSEJO DE DOCE MIEMBROS Asimismo, el consejo de administración de Unicaja propondrá fijar en 12 su número de miembros, tras la salida del consejero independiente Eloy Domínguez-Adame Cobos, quien renunció a su cargo el pasado 21 de diciembre.

Esta propuesta responde a que el consejo de administración, con el apoyo de su comisión de nombramientos, concluyó que la vacante que dejaba no afectaba a la idoneidad colectiva del consejo de administración para el desempeño de sus funciones, que además dispone de capacidad para tomar decisiones de forma "independiente y autónoma en beneficio de la entidad".

Por esto, porque las diversas áreas de especialización necesarias "estarán debidamente cubiertas" y porque la composición cuantitativa y cualitativa del consejo "son adecuadas", el consejo de administración no ha considerado necesaria la cobertura de la vacante, pero tendrán que dar su visto bueno los accionistas.

Artículos relacionados