BBVA vende a Intrum una megacartera de préstamos fallidos de 2.500 millones de euros

Oficina de BBVA
Oficina de BBVA

Intrum ha llegado a un acuerdo con BBVA para comprarle una megacartera de préstamos fallidos de 2.500 millones de euros de valor bruto, según han informado este miércoles la entidad de gestión de créditos y activos y el banco.

Se trata de una de las mayores carteras de créditos fallidos sin garantía vendidas en España y la mayor que ha realizado BBVA hasta la fecha. El paquete, enmarcado en el 'Proyecto Juno', cuenta con más de 300.000 expedientes, la mayoría préstamos a consumidores.

Con la adquisición, Intrum pretende fortalecer e intensificar su posición en el mercado y situarse como "socio de referencia" para las entidades financieras europeas.

El director de Inversiones de Intrum, Javier Aranguren, ha apuntado que esta ha sido la séptima operación que realiza la entidad este año y representa "un hito en la estrategia de inversión de la compañía en España".

De su lado, el director general de Intrum en España, Alejandro Zurbano, ha resaltado que la entidad ha cerrado "un contrato histórico" en su mercado en España que demuestra su "capacidad en la generación de valor" y el compromiso con sus clientes en la prestación del mejor servicio, aplicando "los más altos estándares éticos y de calidad en la gestión de crédito".

DOS PAQUETES DE CRÉDITOS FALLIDOS BBVA puso a la venta este verano el mayor paquete de créditos fallidos del sector financiero español, cuyo valor ascendía a 5.000 millones de euros, según fuentes del mercado.

En concreto, se trataba de dos carteras de deuda 'unsecured' de créditos impagados ligados al consumo y de pymes considerados de muy difícil recuperación. La primera de ellas ha sido adjudicada a Intrum, mientras que la venta de la segunda todavía no se ha cerrado.

BBVA tenía más de 16.337 millones de euros en préstamos dudosos a cierre del tercer trimestre, un 4% menos respecto a septiembre de 2018, según los últimos resultados presentados por la entidad. Los riesgos dudosos cayeron un 3,4% interanual en ese periodo principalmente por la venta de carteras de préstamos en mora realizadas en España.

Artículos relacionados