La com­pañía man­tiene además su com­pro­miso de al­canzar la neu­tra­lidad en car­bono en 2050

Iberdrola avanza hacia las emisiones cero en Europa para el año 2030

Galán in­siste en ac­tuar contra el cambio cli­má­tico y ace­lerar la transición hacia una eco­nomía verde

Galán y Guterres, en la COP25.
Galán y Guterres, en la COP25.

El pre­si­dente de Iberdrola, Ignacio Galán, se ha com­pro­me­tido a al­canzar una in­ten­sidad de emi­siones prác­ti­ca­mente nula en Europa para el año 2030 y ha man­te­nido su com­pro­miso de al­canzar la neu­tra­lidad en car­bono para el año 2050 a nivel glo­bal. Así lo ha ex­puesto ante el se­cre­tario ge­neral de Naciones Unidas, António Guterres, du­rante su in­ter­ven­ción en la reunión de alto nivel ‘Caring for Climate’, or­ga­ni­zada por Global Compact en la COP25.

Durante su participación en el panel ‘Our Our only future – the Role of the Private Sector in Reaching 1,5oC and Net-Zero’, el presidente de Iberdrola ha recordado que la compañía se adelantó hace 20 años a la transición hacia una economía baja en carbono, de forma que, a día de hoy, sus emisiones son una cuarta parte de las de sus competidores en Europa. “De hecho, ya producimos con cero emisiones en muchos de los países donde estamos presentes, como Reino Unido, Alemania o Portugal”, ha explicado Galán.

Galán ha mostrado su confianza en que el 'Green Deal' o 'pacto verde', desvelado este miércoles por Bruselas, "sea la base de una regulación que incentive la inversión, agilice los procedimientos y premie a aquellos que realmente están transformando su modelo de negocio, desde hace décadas, hacia la economía verde".

Galán ha valorado que el plan demuestra "el liderazgo de la Unión Europea para encarar con decisión y ambición uno de los más graves y urgentes problemas a los que se enfrenta el mundo".

Asimismo, ha destacado que el 'Green Deal', alineado con los objetivos de París, "abre sin duda la puerta a que otros bloques económicos y países vayan en la misma dirección", informó la compañía.

Aprovechar las oportunidades

Para el presidente de Iberdrola, con este plan la Unión Europea "también apuesta por aprovechar todas las oportunidades que plantea la lucha contra el cambio climático", fomentando las inversiones en energías renovables, más limpias, seguras y asequibles, "lo que propiciará la generación de empleo, la mejora de la calidad del aire y, por consiguiente, de la salud de los ciudadanos".

Fuerte inversión

Para llegar a esta posición de liderazgo, Iberdrola ha invertido más de 100.000 millones de dólares en las últimas dos décadas en renovables, redes inteligentes y almacenamiento eficiente. Asimismo, adelantó que la compañía seguirá invirtiendo en estas actividades a un ritmo de 10.000 millones de dólares al año. Como resultado de este esfuerzo, la compañía es hoy líder global en energías limpias y digitalización de redes, y a estar entre los primeros en financiarse con bonos verdes.

La evolución de Iberdrola pone de manifiesto, por tanto, que la transición hacia una economía baja en carbono es una fuente de oportunidades. En este sentido, Ignacio Galán ha manifestado que “hemos impulsado la transformación de industrias intensivas que estaban en declive hacia sectores de futuro, como es el caso de los astilleros que ahora fabrican componentes para eólica marina, y hemos promovido nuevas empresas como, por ejemplo, las relacionadas con los contadores inteligentes o los componentes para plantas fotovoltaicas”.

En esta transición, el papel del sector eléctrico, responsable del 25% de las emisiones, es clave: es necesario sustituir las tecnologías contaminantes por energías renovables y promover la electrificación de otros sectores como el transporte y los sistemas de calefacción.

Galán ha reiterado, además, la necesidad de pasar ya a la acción, en línea con el lema de esta Cumbre del Clima (COP25).

“La transición energética es posible, ya que contamos con la tecnología necesaria a un coste competitivo, pero tenemos poco margen. El tiempo de actuar es ahora”, ha afirmado Ignacio Galán, quien ha añadido: “Como dice la Comisión Europea, estamos ante la oportunidad de un renacimiento industrial, creando empleos y bienestar para todos”.

Iberdrola en la lucha contra el cambio climático

Iberdrola comprendió, hace ya casi dos décadas, que el cambio climático era un desafío real para la humanidad que requería una actuación urgente, en la que el sector eléctrico era clave para aportar soluciones con las que combatir este problema global.

Tras la aprobación en 2015 del Acuerdo de París y de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 de las Naciones Unidas, Iberdrola incorporó su cumplimiento a su estrategia y Estatutos. Así, en consonancia con su actividad, la empresa enfoca su esfuerzo en la acción por el clima (ODS 13) y en el suministro de energía asequible y no contaminante (ODS 7).

En el contexto de la COP25, Iberdrola reitera su compromiso con un escenario climático alineado con un aumento máximo de la temperatura de 1,5oC y con un marco adecuado de condiciones laborales y de transición justa en el proceso de descarbonización. Ambos compromisos se han formalizado con la adhesión de la empresa a dos pledges impulsadas por organizaciones y gobiernos directamente implicados en el Climate Action Summit de Naciones Unidas del pasado mes de septiembre (UN Global Compact, BTeam y Gobierno de España).

Artículos relacionados