El Monitor de Innovación

Recorrerá 47 pro­vin­cias (y sus ca­pi­ta­les) de la Península Ibérica, casi 7.000 ki­ló­me­tros

Endesa pone en marcha e-reto, una excursión de siete días por España en coche eléctrico

Un vehículo com­ple­ta­mente eléc­trico de úl­tima ge­ne­ra­ción con una au­to­nomía de 385km

Vehículo eléctrico de Endesa.
Vehículo eléctrico de Endesa.

Un total de 47 ca­pi­tales de pro­vin­cias, cerca de 7.000 ki­ló­me­tros y un desafío: siete días con un vehículo com­ple­ta­mente eléc­trico. Se trata del e-­Reto de Endesa X. Una ruta no­n-s­top, con una vein­tena de ex­pertos pi­lotos al vo­lante, a bordo de un Nissan Leaf e-+ de úl­tima ge­ne­ra­ción y que geo­lo­ca­li­zable en tiempo real du­rante toda la aven­tura. El ob­je­tivo: di­vulgar la mo­vi­lidad eléc­trica por España e ir poco a poco nor­ma­li­zando su uso más allá, in­cluso, de las grandes ciu­da­des.

La ruta ha comenzado este miércoles en la sede de Endesa Palma Mallorca, un pistoletazo de salida que se ha llevado a cabo por parte del director general de Endesa en Baleares, Marín Ribas, junto con los dos primeros pilotos que protagonizarán esta aventura.

Diez equipos en marcha

A partir de este momento, los 10 equipos de dos expertos pilotos de la revista Autopista se echan a la carretera para conseguir con éxito el reto. Harán sus relevos en Ciudad Real, Málaga, Sevilla, Alcalá de Henares, Tarragona, Zaragoza, Santo Tomé del Puerto, Santander y Vigo. La ruta acabará en la sede social de Endesa Madrid el próximo 14 de noviembre.

Aunque las redes de recarga de infraestructura están creciendo de una manera exponencial, la planificación sigue resultando clave para los trayectos largos. Para lograr el objetivo, en esta e-Ruta está prevista la utilización de casi una treintena de puntos de carga rápidos (de 40 kW o más), o semirrápidos (de 22 kW).

La distancia entre cargas será, por lo general, inferior a 300 km, ya que se buscan recargas muy rápidas, algo que pondrá a prueba la nueva batería del Nissan Leaf e+.

El modelo Leaf e+

Rodaremos con el modelo Leaf de segunda generación que Nissan lanzó al mercado a principios del año pasado, y que acaba de incorporar la segunda de sus versiones que tiene una batería con una capacidad total de 62 kWh (vs 40kW de la versión anterior) que le otorga una autonomía de 385 km según la norma WLTP, lo que le convierte en un eléctrico idóneo para comenzar a realizar distancias largas. De hecho, en esta e-Ruta de Endesa X, aproximadamente un 80 por ciento de los kilómetros se harán por autovías o autopista de peaje.

El nuevo Leaf e+ admite potencias de hasta 100 kW, lo que le permite usar cargadores ultrarrápidos como los que Endesa X tiene previsto instalar a corto plazo en nuestro país.

Hoy es un reto, mañana no

El objetivo de esta acción es transmitir la normalización del uso del vehículo eléctrico. Lo que hoy se plantea como un reto, en muy poco tiempo formará parte de nuestras rutinas. Alcanzar este estado requiere de una apuesta decidida por el desarrollo de planes de infraestructura de recarga para vehículo eléctrico. Endesa¬¬¬ presentó a finales del año pasado el plan más ambicioso existente en España: con una inversión de 65 millones de euros, la compañía va a instalar 8.500 puntos de recarga en lugares de acceso público hasta 2023.

En una primera fase (2018-2019), Endesa X establecerá una red de 2.000 puntos de recarga que conectarán ciudades de más de 35.000 habitantes y carreteras, cubriendo los 15.000 kilómetros de vías principales y áreas urbanas, y garantizando así que el 75% de la población disponga de infraestructuras públicas de recarga en su municipio. Esto permitirá que los conductores tengan siempre un punto de recarga a una distancia inferior a 100 kilómetros y se pueda viajar por España con total tranquilad.

En una segunda etapa (2021 a 2023), se instalarán otros 6.500 nuevos puntos de recarga de acceso público en centros comerciales, parkings, cadenas hoteleras, áreas de servicio, vía pública, etc., para acompañar el crecimiento del mercado del vehículo eléctrico, dotando de mayor cobertura de infraestructura a las zonas urbanas y los principales nodos estratégicos de comunicación, tanto en la península como las islas.

Artículos relacionados