CRISIS DE DEUDA

El mer­cado de em­presas zombis se dis­para al 12% en el mundo, según el BIS

Burbujitas para calentar una economía en frenado libre

La po­lí­tica de di­nero gra­tuito de los bancos cen­trales dis­para la deuda pú­blica y per­ju­dica el rumbo de las eco­no­mías

Tesoro
Dinero fácil.

La po­lí­tica de di­nero gra­tuito apli­cada por la FED desde 2008 ha arras­trado a los mer­cados a la for­ma­ción de bur­bujas fi­nan­cieras en todos los fren­tes, la con­tra­ta­ción bur­sátil o la de renta fija. Muchas com­pañías so­bre­viven gra­cias a que el di­nero libre de tasas se está uti­li­zando para re­fi­nan­ciar los in­tereses de an­te­riores deu­das, lo que ha am­pli­fi­cado su ca­pa­cidad de en­deu­da­miento. Mientras tanto, la deuda de los países al­canza ni­veles que com­pro­meten el fu­turo sa­neado de las eco­no­mías.

El Banco Central Europeo (BCE) se apuntó en 2016 a la estrategia del dinero gratis aplicada por la Reserva Federal ocho años antes. El incremento de la deuda pública en los países de ambas áreas geográficas ha sido espectacular en los últimos años. Estados Unidos ha alcanzado un nivel de deuda 330%, pero en la Unión Europea se sitúa en el 450%. España no se salva del vaticinio de una economía constreñida, al contar con un endeudamiento cercano al 100%.

“La historia ha demostrado a lo largo de los siglos que una vez que una economía tiene una relación deuda/PIB total de más del 90%, su crecimiento económico se ve afectado”, aseguraba recientemente el gurú Michael Pento.

Esta advertencia constituye solo la guinda de un mar de fondo que ha arrastrado a todos los mercados. Entre los efectos perversos se encuentran las denominadas empresas zombies, que el Banco de Pagos de Basilea, el supervisor bancario mundial, ha cifrado en un 12% del total. Estas compañías sobreviven gracias a la deuda que sólo sirve para pagar los intereses de otras deudas. Dinamita latente para la economía.

Las alertas

Las advertencias de Michael Pento se visualiza en dos situaciones alarmantes. El dinero gratuito que han prestado los bancos centrales a tipo cero ha conducido a escenarios contra natura. Uno es el hecho de que el 40% de la deuda corporativa europea con grado de inversión cuente con un rendimiento negativo. El otro se produce en el ámbito estatal, con 15.000 millones de la deuda mundial también tiene un rendimiento negativo.

El gurú de Wall Street asegura que, mientras los tipos se mantengan en niveles bajos o incluso desciendan todavía más, se producirá un crecimiento de las burbujas, pero en cuanto la situación se dé la vuelta. “Los mercados monetarios se congelarán una vez más y el número récord de compañías zombis comenzará a despedir a millones de empleados como resultado del cierre del mercado crediticio.

El mercado americano lleva semanas escuchando voces críticas que alertan de un cambio de tendencia el próximo año. Según un informe de UBS Global Wealth Management, la mayoría de los inversores ricos prevén fuertes caídas de precios el próximo año. Una encuesta reciente desvela que el 62% de los ejecutivos cree que antes de 18 meses se va a producir una recesión importante. Estas expectativas han incrementado el número de inversores ricos que están incrementando sus posiciones de liquidez ante la próxima crisis.

Artículos relacionados