FCC refuerza su negocio de servicios en EE.UU con un contrato en Houston de 27,5 millones

FCC
FCC

FCC se ha adjudicado el contrato de gestión de residuos de las depuradoras de Houston, en Estados Unidos, para un periodo de cinco años más y un importe de 30,1 millones de dólares (unos 27,5 millones de euros), según informó el grupo.

Con este trabajo, el grupo controlado por Carlos Slim refuerza la actividad con que cuenta en el país con su división de servicios, en el marco de la política de crecimiento y expansión internacional de este negocio.

FCC Servicios suma una cartera de 17 contratos en los Estados Unidos, donde recientemente logró el contrato de recogida de residuos de Omaha, en Nebraska, por un importe de 255 millones de dólares (206 millones de euros).

El contrato logrado ahora en Houston supone su renovación como encargado de estos trabajos, dado que ya lo logró hace cinco años, con lo que ahora lo renueva y seguirá acometiéndolo cinco años más.

FCC se encargará de gestionar las 100.000 toneladas de residuos que cada año generan las depuradoras de esta ciudad, que dan cobertura a unos 2,3 millones de habitantes. Para ello, dispone de una flota de 22 camiones, cuarenta trailers y cuatro cisternas.

En Houston, el grupo puso recientemente en marcha uno de sus principales proyectos en el país, una planta de reciclaje que separa, valoriza y comercializa hasta 145.000 toneladas anuales de materiales reciclables de la ciudad durante un plazo de hasta veinte años.

REESTRUCTURACIÓN EN MEDIOAMBIENTE. FCC Servicios avanza en su expansión por Estados Unidos mientras que, a escala corporativa, trabaja en su reestructuración como división con el fin de prepararse para una eventual operación similar a la de Aqualia.

En concreto, la compañía también participada por Esther Koplowitz busca que servicios medioambientales, su actual primera fuente de ingresos, se constituya como una división independiente que no descarta abrir a la entrada de "inversores interesados" en el negocio.

Para ello, en virtud de lo aprobado en su última junta, FCC trabaja en agrupar toda la línea de negocio de servicios medioambientales y gestión de residuos bajo una misma sociedad para gestionarla de forma "individualizada y especializada", tal como ya hace con las ramas de construcción y con Aqualia.

Artículos relacionados