LA SEMANA BURSÁTIL

En zona crítica y movediza

La so­lidez de los datos de con­fianza en Europa frente al li­gero re­tro­ceso en EEUU, no se ha tra­du­cido en di­fe­ren­cias en las caídas en junio en los mer­cados fi­nan­cieros de ambas zo­nas.

Tanto los indicadores americanos como los europeos registraron recortes la semana pasada en un ambiente enrarecido y con mucha volatilidad.

El Ibex 35 no se libró tampoco de la presión vendedora al acumular una caída del 1,73% en la semana salvando por poco la zona crítica de los 9.622 puntos. En el acumulado del mes de junio, el selectivo presentó sin embargo un balance positivo del 1,66%, que le ha permitido salvar el trimestre con una tímida mejora del 0,23%.

Y es que los mercados financieros internacionales están atravesando por momentos de gran confusión pendientes de la errática gestión estratégica de la administración Trump en relación a sus políticas comerciales. Este escenario de presiones y contrapresiones tiene muy preocupado y desorientado al mundo financiero, lo que explica la prudencia de los inversores y el anclaje de los indicadores en una nueva tendencia lateral que amenaza con prolongarse en el tiempo.

En Europa también se ha dejado sentir cierta preocupación por las negociaciones en inmigración de los líderes europeos. El acuerdo final en este asunto ha tenido en principio una buena acogida por los mercados con un importante rebote tanto de las Bolsas europeas como del euro, con la recuperación del nivel de 1,16 dólares.

No en vano este acuerdo servirá para reducir tensiones dentro de la zona euro, al tiempo que favorece la actual alianza de gobierno en Alemania. Factores que contribuirán a una mayor estabilidad, al menos de momento.

Más en clave local, los inversores siguen atentos a las decisiones que se están adoptando en materia fiscal y los efectos que puedan tener en el ritmo de crecimiento de la economía en la recta final del año. A ello se suma el incremento de las presiones inflacionistas, ya en el 2,3% en tasa interanual

Pese a todas estas tensiones, las bolsas españolas han logrado aguantar con firmeza sobre los 9.600 puntos por lo que a corto plazo se pueda ver un nuevo proceso de rebote con el fin de recuperar los 10.000 puntos. En principio, la caída generalizada de los bancos y de algunos otros grandes valores como Telefónica ha dejado precios muy interesantes que posiblemente atraigan a los cazadores de gangas a lo largo de las próximas sesiones.

Calendario semanal de Bolsa

La primera semana del mes de julio vendrá condicionada por el festivo del miércoles en Wall Street debido a la celebración del 4 de julio, Día de la Independencia en EEUU. En clave económica, los inversores deberán estar especialmente atentos a la batería de datos de actividad en la zona euro y especialmente a las actas de la Reserva Federal y al informe de desempleo que llegarán desde EEUU que sin duda agitarán a los mercados internacionales en los próximos días.

Hoy lunes arrancará la sesión con los datos de PMI en China (manufacturero y de servicios), así como en el PMI manufacturero del Reino Unido y en el conjunto de la zona euro. Desde Bruselas llegarán además la tasa de paro, y los precios de producción. En EEUU, por su parte, se darán a conocer los indicadores de ISM y de gastos de construcción.

Mucho más tranquila se presenta la jornada del martes, con las ventas minoristas en la zona euro y con los pedidos a fábrica y las ventas de automóviles en EEUU. Todos estos indicadores servirán para ir midiendo las presiones inflacionistas, principal preocupación de los grandes bancos centrales en la actualidad.

Sin la aportación de Wall Street, los inversores tendrán que conformarse el miércoles con los datos de PMI del sector servicios en España y en el conjunto de la zona euro.

Mucho más cargada de citas importantes vendrá la agenda financiera del jueves. A primera hora se conocerán los pedidos industriales en Alemania y la producción industrial en Alemania. Y ya por la tarde, en EEUU se publicarán la encuesta ADP de creación de empleo, el PMI servicios, el ISM manufacturero y las actas de la última reunión de la Reserva Federal donde se subió los tipos de interés de referencia al 2%.

El viernes, última sesión de la semana, se publicarán la producción industrial alemana y la balanza comercial estadounidense, aunque toda la atención se focalizará en el informe de empleo de EEUU cuya tasa de paro en junio se habría mantenido en el 3,8%. Niveles de pleno empleo.

Artículos relacionados