El CEO del BBVA cri­tica "el aco­go­ta­miento" del mer­cado ante al­gunos países

Guindos vigila de cerca los peligros del BBVA de FG en mercados como Turquía

La nota del banco azul en las pruebas de la EBA exige más ca­pi­tal, según el BCE

Luis de Guindos
Luis de Guindos

El vi­ce­pre­si­dente del Banco Central Europeo (BCE), el es­pañol Luis de Guindos, no pierde de vista la si­tua­ción de al­gunos bancos es­pañoles desde sus res­pon­sa­bi­li­dades en Francfort. El BBVA de Francisco González pa­rece con­ti­nuar fijo en su ca­ta­lejo, ya que le ha in­cluido entre los bancos que ne­ce­si­ta­rían un es­fuerzo adi­cional de ca­pi­tal. Mientras, su con­se­jero de­le­gado, Carlos Torres, ataca las pocas aga­llas de los in­ver­sores ante sus po­si­ciones en al­gunos paí­ses, como Turquía.

Vigilancia estrecha sobre el BBVA. Así se ha manifestado el vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, tras la calificación del grupo presidido por Francisco González (FG) en las recientes pruebas de resistencia a las que ha sometido la Autoridad Bancaria Europea (EBA) a medio centenar de entidades europeas.

BBVA conservaba en el escenario adverso un capital CET1 fully loaded del 8,8%. Pero para Luis de Guindos, aquellas entidades que han quedado por debajo del 9% (entre las españolas sólo han superado dicho porcentaje el Santander y CaixaBank) tendrán una vigilancia especial debido a su "débil" posición de solvencia.

Las pruebas de la EBA son, en realidad, una fotografía fija sobre la situación de los bancos al cierre del ejercicio de 2017. En ese momento, el BBVA no había contabilizado la venta del 68,19% de su filial en Chile a The Bank of Nova Scotia (Scotiabank) por cerca de 1.900 millones de euros, operación cerrada el pasado mes de julio y que tuvo un impacto positivo en la ratio de capital de 50 puntos básicos.

Tampoco se contabilizan en el examen realizado la venta de algunas carteras inmobiliarias, como también en el caso del Sabadell, que dejarían tanto al grupo presidido por FG como al que encabeza José Oliu con una situación de solvencia más holgada de la que se desprende del examen realizado por la EBA. El Sabadell quedaría como el más afectado entre los cuatro bancos españoles analizados, con una ratio CET1 fully loaded del 7,58% en el escenario más adverso previsto.

Flojos de pantalón

Casi al mismo tiempo, el consejero delegado del BBVA y próximo presidente del grupo bancario a finales de este año, Carlos Torres Vila, parecía parafrasear una de las canciones de Rosendo Mercado (líder de Leño antes de su carrera musical en solitario) al culpar al miedo de los inversores por las inversiones de su grupo en países como Turquía.

En su opinión, el mercado no valora la acción del banco "como debe" y ha señalado que no están contentos con la evolución de la acción y que seguirán "trabajando y esperando que el mercado lo reconozca más pronto que tarde", según diversas agencias de información sobre un acto en la Universidad de Deusto en Bilbao.

Hace tan sólo unos días, el propio Torres Vila tuvo que encajar, con menos o ningún agrado, las preguntas que le formularon varios analistas de diversas casas de análisis sobre su posición en Turquía. Las preguntas al respecto de los periodistas, casi seguro, le importan muy poco al más que digital presidente futuro del BBVA.

Precisamente, en el encuentro al que ha acudido a Bilbao, Torres Vila se ha visto cuestionado por qué el gran proceso de digitalización del BBVA no se refleja en el precio de la acción. El futuro presidente del grupo bancario-tecnológico se ha acogido a que las acciones de todos los bancos europeos sufren caídas en el entorno del 20%.

Estas declaraciones se producían justo en el día que se iniciaba el pleno del Tribunal Supremo para fijar de manera clara quién y cuándo tiene que pagara el impuesto sobre los Actos Jurídicos Documentados (AJD). Una decisión que ha quedado pospuesta por el momento y que ha permitido una cierta recuperación de la cotización de los bancos españoles.

Artículos relacionados