DESDE EL PARQUET

IAG/Iberia, momento delicado

Es para pen­sár­selo, y lo con­ve­niente es ac­tuar. No es­pere una me­joría y si lo con­tra­rio. La es­ca­lada de los pre­cios del crudo está pre­sio­nando a la baja la co­ti­za­ción de la ae­ro­línea his­pano bri­tá­nica IAG.

El violento retroceso sufrido en las últimas semanas, coincidiendo con la superación de los 85 dólares por barril tipo Brent, ha llevado a romper la tendencia alcista del grupo iniciada en agosto de 2016 sino que además está poniendo en riesgo algunos importantes niveles de soporte.

No obstante, los expertos técnicos siguen apostando un probable rebote de la cotización teniendo en cuenta que se empiezan a observar importantes niveles de sobreventa con repuntes del volumen de negocio en un contexto, que de momento, sigue siendo favorable para la toma de posiciones en IAG.

Las últimas cifras del tráfico aéreo del grupo reflejan la sólida evolución de la demanda, lo que ayudará a cumplir en buena medida los objetivos de oferta fijados para el grupo en el tercer trimestre. Su principal hándicap ahora para afrontar la recta final de año será el fuerte coste del combustible. Pese a que en general, el grupo tiene coberturas para protegerse del encarecimiento puntual del petróleo, lo cierto es que el mercado está valorando una subida de los precios sostenida del crudo hasta cerca de los 100 euros por barril.

Al ser un problema generalizado para el sector, los expertos creen que tendrá cierto margen para trasladar estos mayores costes al cliente final, pero eso también agudizará una mayor competencia.

El caso es que en lo que va de mes, la cotización de IAG ha perdido más de un 6% que le ha llevado a perder la cota de los 7 euros por acción y a adentrarse en terreno negativo en el conjunto del año. De hecho, su cotización actual está poniendo en juego importantes niveles de soporte que deberían funcionar de cara a un rebote por encima de los 8 euros a medio plazo, pero que de romper podrían llevar al valor hacia los 6,4 euros. Este escenario supondría cerca de un 10% de pérdida adicional.

Artículos relacionados