DESDE EL PARQUET

Los sectores favoritos para acabar el año

Los ges­to­res, en ge­ne­ral, están in­ten­tando quitar hierro res­pecto a las grandes in­cer­ti­dum­bres que pesan sobre la renta va­riable es­pañola en las úl­timas se­ma­nas. Sobre todo en al­gunos sec­to­res, vul­ne­ra­bles a la po­lí­tica.

Muchos consideran que el impacto de cuestiones como la crisis de Corea del Norte o la amenaza de independencia en Cataluña se dejará sentir de forma moderada en el corto plazo para ir desapareciendo progresivamente, contrarrestado por la positiva evolución de las grandes economías mundiales.

Las reformas adoptadas en Europa, y en España en concreto, durante los últimos años han sentado unas sólidas bases para un crecimiento sano y sostenido que ya está saltando del cuadro puramente macroeconómico al social, lo cual se estaría traduciendo en una clara mejora de las cifras de confianza empresarial y consumidora.

Ahora solo queda saber los tiempos y la forma en que el BCE afrontará la retirada de estímulos para no dañar los cimientos asentados. Y este puede ser el gran hándicap del mercado a medio plazo, aunque tampoco se esperan medidas drásticas que vayan a dinamitar lo ya construido. En este compás de espera, los operadores consideran que las mayores oportunidades de inversión se encuentran en los bancos, inmobiliarias y compañías de consumo cíclico.

Dentro del sector financiero, las recomendaciones siguen apuntando a las entidades de mayor peso que han salido ganadoras dentro del proceso de consolidación y que además cotizan a precios muy interesantes, como son el Santander, el BBVA o la Caixa.

Entre las inmobiliarias existen más dudas no tanto por la recuperación que viene mostrando el sector sino por su atomización, lo que puede derivar en posibles operaciones de concentración que pueden dar lugar a jugosos beneficios si se detectan a tiempo.

Aunque todavía es pronto para confirmarlo, se está empezando a ver también un giro de la inversión de los valores más defensivos hacia los más cíclicos, especialmente en alimentación. Algunos operadores, sin embargo, están apostando por el sector de medios.

Tras el susto recibido en verano con un recorte de previsiones en Europa, algunos de los operadores consideran que estos valores como Mediaset o Antena 3 Media cotizan a muy buenos precios. Ahora además sería el momento idóneo para aprovechar el posible tirón de estos grupos televisivos ante el previsible crecimiento de la publicidad alentado por la recuperación del consumo.

Artículos relacionados