El grupo ae­ro­náu­tico to­davía tiene pen­diente el efecto de­ci­sivo del Brexit

IAG, cifras contradictorias, pero con una arriesgada tendencia alcista

La débil de­manda pre­vista para el resto del año con­tra­dice los nú­meros bur­sá­tiles

IAG
IAG

El débil es­ce­nario de la ac­ti­vidad de ne­gocio que prevén los ex­pertos para IAG en los pró­ximos meses no con­cuerda con la só­lida ten­dencia al­cista que viene mos­trando el grupo en Bolsa. Será la magia de las brujas ir­lan­desas y los mi­llo­na­rios sueldos de los di­rec­ti­vos. Lo cierto es que, en un en­torno de cre­ciente com­pe­tencia del “low cost”, el valor no solo ha di­bu­jado un es­pec­ta­cular perfil al­cista sino que además apunta de nuevo hacia sus má­ximos ab­so­lutos desde 2015.

Según los analistas, los datos son machacones y reflejan una ralentización del ritmo de crecimiento a su ritmo más flojo de demanda desde marzo de 2013. Sus últimos indicadores de coeficiente de ocupación muestran una pequeña caída hasta el 86,4%. Estas cifras llevan a apostar a un buen número de operadores por un escenario neutral bajista en el corto y medio plazo.

Al respecto señalan que la zona de los 7,3 euros por acción se está convirtiendo en una barrera muy difícil de perforar. En las últimas semanas ya ha chocado con este nivel en dos ocasiones y de no superarla pronto podría perder fuelle.

Por lo demás, IAG continúa con el programa de recompra de acciones, que podría ser el catalizador junto a los positivos precios del crudo, para vencer sus resistencias. El grupo ya tiene 50,8 millones de acciones en autocartera frente a un capital total representado por 2.132 millones de títulos.

Esta es la cifra que deberán utilizar los accionistas como denominador en los cálculos con los que determinarán si están obligados a notificar su participación, o un cambio en su participación, en la Sociedad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

De este modo, la capitalización del grupo se eleva a cerca de 14.000 millones de euros. Entre los ratios a destacar, señalan los expertos, son su bajo PER de 7,13 veces respecta a su alta capacidad de generar caja y una más que interesante rentabilidad por dividendo del 3,44%.

Artículos relacionados