OPINIÓN

Dos películas financieras para el verano

Relatan la crisis del 2008 en Wall Street y los riesgos de que se re­pita

El mes de agosto es el mo­mento de las va­ca­ciones para mu­chas per­so­nas, en es­pe­cial en España, donde mu­chas em­presas sim­ple­mente dejan de fun­cionar o cie­rran para poder des­cansar en ese mes tan cá­lido y ago­biante en mu­chos lu­ga­res. Es tiempo de des­canso y una de mis afi­ciones además de sentir el mar cerca es leer o ver pe­lí­culas que tenía pen­dien­tes. En estas lí­neas re­co­men­daré de dos pe­lí­culas que he visto y que son opor­tunas para el des­canso es­ti­val.

THE WIZARD OF LIES

Una descripción de alta calidad de los hechos ocurridos en el año 2008 y que viví muy cercanamente. Los últimos días del imperio fraudulento de Madoff.

Es un relato humano y de estudio psicológico, sin duda. Como una persona de un nivel intelectual alto y con conocimientos de cómo funcionaba la bolsa y Wall Street. Fundador de Nasdaq y que escribió sus reglas y sus fundamentos con 50 años y pico, con un prestigio y admiración de la comunidad financiera, fuera capaz de montar es estructura de una pirámide PONZI y en ella atrapar las fortunas de sus contactos, sus admiradores y en particular las estructuras de los judíos de New York donde la riqueza es enorme.

Durante 15 años más o menos siguió funcionando sin que las autoridades pudieran identificar lo que estaba haciendo. Su referencia fue mundial. Grandes entidades inglesas y españolas depositaron su confianza en él. y los billones de dólares siguieron llegando. La película cuenta con detalle el tema personal de Madoff. Su familia mujer e hijos que no supieron cómo funcionaba su estrategia desde el piso 17 de una torre de Manhattan.

Termina la película (HBO) con una pregunta de Madoff a la periodista que le entrevista. Usted piensa que soy un Sociopata? Para mí la respuesta es si. La definición de sociopata es de un trastorno antisocial de la personalidad. A pesar de que el enfermo sabe que está haciendo el mal actual por impulso cometiendo incluso delitos graves. Su familia quedó destruida y sus hijos muertos y miles de personas ricas perdieron todo lo que depositaron con él.

No se la pierdan.

THE BIG SHORT

Relata cómo se desarrolló el asunto de las suprimes y la crisis económica y bursátil de también hace unos años. Refleja el mundo en el cual he trabajado muchos años. Las personalidades de los actores. El afán por ganar dinero y enriquecerse a costa de cualquier medio.

Científicos financieros compraron billones de dólares en bonos de alto riesgo y los sintetizaron en productos con niveles variados de calidad de esos bonos y a través de complejas inversiones y estructuras las agencias de calificación la consideraron AAA cuando en realidad eran bonos basura (junk bonds). Parecían esos paquetes o fondos atractivos para organizaciones de caridad, planes de pensión instituciones.

Todo esto creó una burbuja que al explotar creo la última seria crisis de los años 2008 a nivel mundial. Fue la famosa crisis que muchos países han vivido y aun siguen sufriendo.

En la película unos pocos personajes de Wall Street identificaron esta burbuja y con dificultades pudieron comprar a la baja (Short). Fueron los nuevos millonarios de Wall Street al adquirir beneficios de la caída masiva de los bonos basura empaquetados y vendidos por todo el mundo. Las autoridades que vigilan que todo discurra bien tampoco en este caso identificaron el problema.

Ha pasado el tiempo y podemos pensar que todo debe estar controlado que la SEC debe haber aprendido la lección de la exuberancia irracional de aquellos días. Unas normas y leyes surgieron en especial la de DODD-FRANK . Pues quizás no del todo. En estos días las normas de DODD_FRANK no están siendo consideradas con mucho interés en Wall Street y la SEC y El Congreso actúa de forma poco eficiente quitando importancia a las calificaciones ratings de los bonos.

Han nacido otros productos de características similares a los suprimes. Son las llamadas CLOs (credit loans obligation). Su volumen aumenta la calificación de estos bonos es también alto AAA cuando en realidad tienen un alto riesgo.

¿Estamos ante una repetición de lo ocurrido en 2008? Muchos analistas y técnicos indican que el riesgo es menor en estos nuevos productos. Pero esto muchos lo hemos oído antes.

En una presentación este mes pasado, Ashish Shah, director de la compañía Madison Capital Funding, subsidiaria de New York Life, indicaba que no debemos preocuparnos que esté todo bajo control. Lo que se ve es un apetito insaciable de estos activos (CLOS), planes de pensión, compañías de seguros, universidades (endowments) compran ante la apreciación de que estas inversiones son saludables y de altos rendimientos. Otras personas se empiezan a preocupar. Suena todo muy familiar.

Esta película es más atrayente que la primera pues es más técnica, más compleja y no para alguien sin conocimientos financieros. Se emplea un vocabulario muy técnico y coloquial de Wall Street, lo que la hace a la vez más atractiva y desafiante.

Feliz verano a todos.

Juan Manuel Maza es Analista Financiero y Consultor de Inversiones y vive en Nueva York.

Artículos relacionados