La asis­tencia mé­dica en el ex­tran­jero dis­para la con­tra­ta­ción de esas pó­lizas

El verano concentra casi la mitad de los seguros de viaje

Las ventas para los viajes do­més­ti­cos, in­cluso, se dis­paran en estas fe­chas

Seguros
Seguros

Justo en vís­peras del gran puente de agosto, mu­chas ase­gu­ra­doras y con­sul­toras ofrecen di­versas re­co­men­da­ciones para que el viaje pla­ni­fi­cado sea lo más grato po­sible para los días de des­canso ele­gi­dos. Las ventas de se­guros de viaje se dis­paran en estas fe­chas y copan casi la mitad de las que se venden a lo largo del año. La mayor preo­cu­pa­ción es la asis­tencia mé­dica en el ex­tran­jero, en países como Estados Unidos, pero tam­bién se nota un in­cre­mento en los des­pla­za­mientos do­més­ti­cos.

Las vacaciones de verano supondrán para algunos sectores, como la hostelería o el turismo, el momento propicio para hacer "su agosto", como popularmente se dice. El sector asegurador también vive un momento dulce en estas fechas con la contratación de los seguros de viajes.

Los meses de verano concentran el 41,2% de la contratación de este tipo de pólizas ya que es el momento en el que más se disparan los desplazamientos de la mayoría de las personas, según calculan desde Mapfre, la primera aseguradora española y una de las principales en todo el mundo.

Al margen de los problemas que se pueden vivir en algunos desplazamientos, como ahora ocurre en el aeropuerto del Prat de Barcelona, la mayor contratación de esas pólizas obedece a poder contar con asistencia sanitaria en destinos a determinados países, como Estados Unidos.

Por esos motivos, tres de cuatro clientes contratan un seguro de viajes. Según Mapfre, el coste económico que puede tener la rotura de una pierna en determinados destinos acarrea un coste muy elevado. El ejemplo que ofrece es el de Estados Unidos, donde dicha fractura puede costar entre 20.000 y 50.000 euros, según la gravedad. Una operación de apendicitis se puede disparar hasta los 30.000 euros.

Esas elevadas facturas por asistencia sanitaria lleva a que uno de cada seis españoles contrate un seguro de viaje para sus vacaciones en Estados Unidos. Por un coste algo menor, también pueden disponer de una póliza para sus desplazamientos por Europa y el sudeste asiático, destinos que también tiran de la demanda de este tipo de seguros.

Más en España

Los seguros de viajes que se ofertan no sólo gozan de una mayor demanda para los desplazamientos al extranjero, ya que para destinos domésticos supone prácticamente el 7% del total de la ventas cerradas por las compañías aseguradoras.

Tras la causa de asistencia médica, la mayor motivación para contratar un seguro de viajes responde a las necesidades de repatriación por enfermedad, accidente o fallecimiento, que supone el 10% del total de la contratación.

Tras esos percances, las cancelaciones, que suponen unos gastos adicionales, y la pérdida de equipaje suponen el 6% y el 5%, respectivamente. Ya por detrás de estos motivos, la contratación de un seguro de viaje se rubrica por los retrasos en los distintos medios de transportes, sobre todo en los que se utiliza el avión.

Una póliza de viaje puede oscilar entre los 50 y los 30 euros, un desembolso no excesivamente elevado que puede garantizar afrontar cualquier contratiempo durante los meses más esperados por todos en la época estival. Por ello, es conveniente comparar los que ofrecen las distintas agencias de viajes y las propias compañías de cada uno.

Artículos relacionados