LA SEMANA BURSÁTIL

La Bolsa, sensación agridulce

La Bolsa es todo un mundo. Después de va­rias se­manas de in­cer­ti­dum­bre, los mer­cados de va­lores in­ter­na­cio­nales han reac­cio­nado para volver a la senda al­cista de forma firme y sos­te­nida. Especialmente en Europa, con re­va­lo­ri­za­ciones cer­canas al 2% du­rante la se­mana pa­sada.

Desde el parque fin de semana 15-7-17 La Bolsa, sensación agridulce Después de varias semanas de incertidumbre, los mercados de valores internacionales han reaccionado para volver a la senda alcista de forma firme y sostenida. Especialmente en Europa, con revalorizaciones cercanas al 2% durante la semana pasada.

El Ibex 35 saldó las cinco últimas sesiones con una subida del 1,6% para quedar en puertas de los 10.700 puntos. Eso deja una sensación agridulce pues la subida no ha sido suficiente para recuperar este importante nivel que había ejercido de suelo hasta finales de junio.

Las próximas horas y días, por tanto, serán claves para saber  si el selectivo español da por acabado el ajuste y recupera el canal alcista dibujado desde finales del año pasado o por el contrario se vuelve a desinflar. Esto último refrendaría el proceso de consolidación entre los 10.200 y los 10.700 puntos, augurando un mes de agosto relativamente plano para el mercado.

Todo dependerá en buena medida de la temporada de resultados empresariales del segundo semestre. En este sentido, la mayoría de los analistas se muestran muy optimistas con el corto plazo. Visto lo visto en los tres primeros meses del año, es previsible que los resultados vuelvan a inyectar la energía necesaria para un nuevo impulso en los indicadores bursátiles al menos hasta septiembre cuando se esperan nuevas noticias en política monetaria.

Las previsiones de crecimiento de la inflación por encima del 1,5% para este año en la zona euro impulsadas por la mejora del consumo. Eso implica también posibles revisiones al alza del PIB, aunque en este caso hay más dudas en el consenso del mercado. De confirmarse este proceso, los analistas empiezan a especular con un anuncio de la reducción de los estímulos por parte del Banco Central Europeo para septiembre con el fin de aplicarlo a partir de 2018.

En este sentido, los expertos de AXA consideran que la reunión de la entidad europea en septiembre será más importante por el mensaje del BCE que por la cuantía en la reducción del “tapering” estimada en un principio en unos 20.000 millones de euros mensuales.

De este modo, calculan que la primera subida de tipos de interés en Europa se producirá a mediados del próximo ejercicio, lo que dará paso a una lógica normalización monetaria. Respecto a la Fed, la firma espera una nueva subida de tipos en diciembre y otras tres subidas más el año que viene.

En este contexto, en AXA están optando por rebajar sus posiciones por primera vez en renta variable estadounidense debido a que los activos están muy caros por PER apostando más por la renta variable europea con más perspectivas de crecimiento.

Calendario financiero de la Bolsa

A expensas del inicio de la temporada de resultados correspondientes al primer semestre, el devenir de los mercados financieros en los próximos días estará marcado  por las reuniones del Banco Central de Japón y del Banco Central Europeos. Los inversores deberán estar además atentos a algunos indicadores económicos importantes.

En la sesión de hoy lunes, por ejemplo, se darán a conocer datos de producción, crecimiento y ventas en China que permitirán conocer el estado de salud de la segunda economía mundial. Desde EEUU además llegará un indicador menor como es el caso del índice de la Fed de Nueva York.

La agenda económica semanal aparece especialmente cargada de citas macroeconómicas el martes. Este día se publicarán los indicadores de inflación del Reino Unido y del conjunto de la zona euro del mes de junio, así como el índice de confianza que elabora el instituto económico alemán ZEW.  Por su parte, en EEUU se darán a conocer el índice de confianza  constructora del mes de julio y las cifras de importación y exportación.

Para el miércoles, los indicadores más relevantes serán los datos de construcción en EEUU: permisos y viviendas construidas.

El jueves será un día clave en los mercados con la reunión del Banco de Japón y del Banco Central Europeo. Aunque no se prevén cambios en su actual política monetaria de tipos cero, los mercados si esperan señales respecto al posible final de los estímulos especialmente en Europa. 

A lo largo de la tarde se darán a conocer además datos de confianza en la zona euro, así como el índice de la Fed de Filadelfia y sobre todo el índice de indicadores del mes de junio. Este último, que registró una subida de tres décimas en mayo, permite a los operadores anticipar la tendencia futura de la economía norteamericana y es muy seguido  por los mercados.  

La última sesión de la semana, tercer viernes de mes, vendrá condicionada por el vencimiento de derivados ante la falta de otros indicadores relevantes que puedan mover a los mercados.

En casa, el Tesoro público tiene prevista colocar el martes letras a 3 y 9 meses, cuyos intereses previsiblemente continúen en tasas negativas.  Para el viernes se espera la publicación de la balanza comercial española que podría seguir arrojando cifras muy positivas de exportación.

Del lado empresarial el martes descontarán dividendo el Grupo Día, 0,21 euros brutos por acción, y Bodegas Riojanas, 0,14 euros  brutos por acción. El miércoles hará lo propio Parques Reunidos al abonar a sus accionistas 0,247 euros brutos. Por su parte, Enagás inaugurará la temporada de resultados el martes e Iberdrola la seguirá presentando sus cuentas el jueves.

Artículos relacionados