Monitor de Consumo Bancario

Sabadell, Unicaja, España Duero, Caja Rural de Navarra y el Popular se re­sisten

Bancos, en el banquillo ante el BdE por no devolver el dinero de las cláusulas suelo

Facua de­nuncia que las en­ti­dades ponen "trabas" a la hora de cum­plir sen­ten­cias

#Miclausulasuelo
#Miclausulasuelo

Las sen­ten­cias ju­di­ciales han con­ver­tido a los 'suelos' hi­po­te­ca­rios en un ca­dáver fi­nan­ciero, pero no cabe duda que este muerto aún está muy vivo. El úl­timo epi­sodio del se­rial más largo de la his­toria del con­sumo ban­cario ha lle­gado en forma de re­cla­ma­ción ad­mi­nis­tra­tiva: la que ha pre­sen­tado Facua ante el Banco de España y el Ministerio de Industria, Economía y Competitividad contra cinco pro­mi­nentes en­ti­da­des.

La asociación les acusa de "poner trabas" a la hora de reembolsar a los afectados por cláusulas suelo el dinero indebidamente cobrado.

Los bancos implicados son el Sabadell, Unicaja, España Duero, Caja Rural de Navarra y el Popular, que en recientes fechas fue adquirido por el Santander por un precio simbólico. En un comunicado, Facua explica que estos bancos "siguen dificultando reclamar las cláusulas suelo". Algunas de ellas habían sido denunciadas previamente por este mismo motivo.

En su solicitud, Facua ha pedido que se inicie una investigación, con el propósito de garantizar que los consumidores que deseen reclamar las cantidades cobradas por la cláusula suelo de su hipoteca no vean limitado su derecho.

Ante las reclamaciones, papeleo y más papeleo

La organización sostiene que los bancos acusados recurren a poner frente a los afectados un complejo entramado burocrático que en muchos casos carece de sentido.

"El Banco Sabadell, por ejemplo, después de exigir la cumplimentación de un formulario específico de la entidad para reclamar la cláusula suelo, ahora les está comunicando a los usuarios que la presentación de la solicitud no es obligatoria", dice el comunicado.

Esta política, sostiene la organización, supone un "cambio de criterio" que deja "indefensos" a los usuarios, que desconocen de qué manera han de dirigirse al banco para obtener una respuesta rápida y positiva.

En el caso de Unicaja Banco, Facua denuncia que está exigiendo a los usuarios que indiquen la numeración completa del préstamo sobre el que desean realizar la reclamación. La asociación cree que es una exigencia abusiva, ya que el banco dispone de esa información.

El Banco Popular recurre a una táctica de despiste: primero pide la documentación necesaria por correo electrónico para más tarde, una vez remitida, exigir que sea enviada de nuevo por correo postal. Facua ha calificado esta práctica de "burda estrategia" para frustrar a los usuarios y que éstos desistan del ejercicio de sus derechos.

En cuanto a España Duero y Caja Rural de Navarra, sencillamente ignoran las resoluciones de la Justicia. El primero se niega a atender las solicitudes de los consumidores que ya habían reclamado antes de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Estos usuarios consiguieron la eliminación de los 'suelos' de sus hipotecas, pero no la devolución del dinero. Por su parte, Caja Rural de Navarra hace caso omiso de la Jurisprudencia del Tribunal Supremo, continuando con su actividad comercial como si no tuviera que anular los 'suelos' ni reembolsar cantidad alguna.

@josesmendoza81

Artículos relacionados