La de­ci­sión de man­tener el veto a los cortos no es­taba en ab­so­luto des­con­tada en el mer­cado

La banca agradece el ‘blindaje’ a Liberbank y consolida sus niveles claves en bolsa

Sorpresa por la de­ci­sión de la CNMV porque la ac­ción de Liberbank es­taba muy tran­quila

Manuel Menendez
Manuel Menéndez, Liberbank.

La de­ci­sión de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de man­tener el veto a las po­si­ciones cortas en Liberbank ha sor­pren­dido a la co­mu­nidad fi­nan­ciera. Los ex­pertos apos­taban ma­yo­ri­ta­ria­mente por el le­van­ta­miento de la sus­pen­sión a la vista de evo­lu­ción del banco desde que el pa­sado 12 de junio a CNMV frenó en seco la es­pe­cu­la­ción en el va­lor, que había al­can­zado ni­veles nunca vistos tras el res­cate de Banco Popular.

Sin embargo, la institución que preside Sebastián Albella no ha querido asumir riesgos con el argumento de que la volatilidad de Liberbank sigue en niveles altos y por el aumento de los préstamos de acciones (el paso previo a la constitución de posiciones cortas) en los últimos días. El supervisor bursátil se ha curado en salud ante cualquier mínima posibilidad de reactivación de la presión bajista sobre el banco (llegó a desplomarse desde los 1,09 hasta los 0,68 euros en tres días) en un período del año especialmente sensible como las vacaciones veraniegas.

“Si se analiza la evolución de Liberbank en Bolsa se ve que la cotización se ha movido en rangos estrechos en los últimos días y que la contratación ha sido, en líneas generales, bastante modesta. Sin embargo, es verdad que el levantamiento del veto habría llegado en unos días en los que la liquidez se reduce mucho y se puede hacer mucho daño a la cotización de un valor estrecho como Liberbank sin demasiado esfuerzo”, aseguran en una gran firma de Bolsa nacional.

“Para nosotros, la medida es muy positiva”, reconocen fuentes de un banco mediano cotizado, que aseguran que “queda muy clara la disposición de la CNMV a defender al sector bancario. Ganamos al menos dos meses más de tranquilidad, porque tenemos la garantía de que los inversores bajistas no van a utilizar la vía de Liberbank para poner en entredicho al conjunto de la banca española. Nos viene muy bien para defender en verano las ganancias amasadas en bolsa este año”.

Efectivamente, los bancos han agradecido la decisión de la CNMV con subidas generalizadas. Empezando por el propio Liberbank, que ha rozado el nivel de 1 euro por acción y se queda muy cerca de los niveles previos al rescate de Banco Popular. La ganancia demuestra hasta qué punto no estaba descontada por los inversores la decisión de la CNMV, que ha animado a muchos inversores a tomar posiciones en el valor, como demuestra la cifra de actividad de este jueves, la mayor de todo el mes.

El ‘blindaje’ a Liberbank puede permitir al sector (a menos a corto plazo) mantener sus principales niveles en Bolsa. Santander está viviendo sus mejores momentos desde que empezó la ampliación de capital, BBVA se consolida por encima de los 7,50 euros, Banco Sabadell marca nuevos máximos del año cerca de los 1,90 euros, CaixaBank también intenta el ataque a los niveles más altos de 2017 ligeramente por debajo de los 4,5 euros, Bankia también aguanta por encima de este mismo nivel y Bankinter acumula ya ocho avances consecutivos.

De momento, la corrección que auguran los precios objetivos de los analistas (las firmas creen que las cotizaciones están por encima de sus posibilidades a medio plazo) se resiste a llegar. Nadie quiere bajarse del carro alcista de un sector de moda en las carteras de los grandes inversores que además se siente protegido desde el punto de vista institucional. De momento, las dudas en Bolsa pueden esperar.

Artículos relacionados